Miércoles 13/12/2017. Actualizado 13:35h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

José Bono no es capaz de quedarse quieto

Parece que es algo superior a sus fuerzas. José Bono, ex presidente de Castilla-La Mancha, ex ministro de Defensa, ex presidente del Congreso, no es capaz de quedarse tranquilo, en ese segundo plano a que tendría que haberle conducido un pretendido abandono de la política.

El mes pasado, saltó a las revistas  por la comida que organizó a Cayetana de Alba en su casa de Toledo, a la que asistieron su marido, Alfonso Díez, y los consuegros, el cantante Raphael y su esposa Natalia Figueroa, además de Fernando y Eugenia Martínez de Irujo. Recibió a sus invitados a la puerta de su casa, y los despidió a la hora de marcharse.

Hace sólo unos días, viajó a Venezuela para estar presente en las elecciones presidenciales, a título de observador internacional. En plena jornada de votaciones, concedió entrevistas a medios españoles para dar garantías de que el proceso había sido escrupulosamente limpio. Se le olvidó recordar que se encontraba en Caracas invitado por el gobierno de Maduro, y que otros políticos españoles no habían podido desplazarse porque les había vetado ese mismo gobierno.

Y ahora, el domingo, en unas declaraciones a Ester Esteban en El Mundo, se anima a opinar sobre la situación que atraviesa la familia real a propósito del ‘caso Urdangarín’, para afirmar que la infanta Cristina debería renunciar a sus derechos.

Según José Bono, sería un “gesto que supondría renunciar prácticamente a nada” y que, sin embargo, constituiría “un gesto muy importante que daría prestigio a la Corona”.

Así que ahora se ha metido a consejero de La Zarzuela, para decir que es lo que conviene o no conviene a sus habitantes, en asunto tan espinoso como el que alcanza al duque de Palma y a su esposa.

Lo dicho: no es que no quiera, es que no sabe quedarse quieto. Y no me parece que estas apariciones tengan que ver con los graves problemas de su partido, donde ahora las aguas bajan turbias y está planteada con crudeza la sucesión de Alfredo Pérez Rubalcaba.

En fin, que no creo que José Bono pretenda luchar por la secretaría general del PSOE. Aunque, con él, nunca se sabe.

editor@elconfidencialdigital.com

Twitter: @JoseApezarena

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
Etiquetas

Sobre el autor...

José Apezarena

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·