Lunes 11/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La buena estrella (por ahora) de Pedro Sánchez

Siempre he pensado que para triunfar en política hace falta tener suerte. Sin requisito semejante resulta imposible llegar arriba. Y tal condición se ha producido prácticamente en todos los casos que conozco.

Por citar alguno más reciente, José María Aznar consiguió ser presidente del Gobierno porque tuvo fortuna con una serie de circunstancias sucesivas, que comenzaron con aquel viaje a Perbes para convencer a Fraga de que le nominara a él como líder del partido en lugar de Isabel Tocino. Por no hablar del atentado de ETA en el que salió milagrosamente indemne.

En el caso de José Luis Rodríguez Zapatero, derrotó a José Bono por unos cuantos votos, fue candidato a la presidencia del Gobierno porque no había ninguna posibilidad de que ganara (por eso mismo, personajes mucho más cualificados renunciaron) y los atentados del 11 M le llevaron a La Moncloa.

El nuevo líder socialista, Pedro Sánchez también está beneficiándose (hasta ahora) de la suerte. Consiguió ser secretario general del PSOE por los pelos y frente al aparato. Y, sobre todo, el calendario le está ahora prestando los mejores servicios.

Fue el calendario electoral andaluz el que impidió a Susana Díaz competir abiertamente con Sánchez por el liderazgo del partido, y ahora es el calendario político el que le va dando nuevas treguas y oportunidades cada vez que las cosas se le ponen difíciles.

Se ha librado de tener que dar explicaciones al comité federal sobre los pactos de gobierno (con quién y con qué contenidos) porque el calendario (y la discreta ayuda de su amigo Patxi López desde el Congreso) ha aplazado hasta esta semana las consultas del rey con los partidos y, por tanto, el previsible encargo de que intente formar Gobierno.

El secretario general va también consiguiendo mantener la ausencia de rivales (sobre todo, la tantas veces citada Susana Díaz) a base de eludir la celebración del congreso del partido con el argumento de que, en las actuales circunstancias, sin tener todavía Gobierno, sin poder descartar absolutamente si van a celebrarse elecciones anticipadas, no parece oportuno convocarlo.

Y para cuando se celebre, seguramente ya será presidente del Gobierno. Y entonces, ¿a ver quién en el partido se atreve a ponerle pegas? Con eso cuenta Pedro Sánchez. Tal como se ha relatado en estas páginas, él se ve presidente antes del 8 de mayo.

Cierto es que se ha trabajado personalmente algunas cosas, incluyendo aquellos viajes por toda España para darse a conocer y que le permitieron al final ganar las primarias internas gracias a los militantes. Pero, si finalmente consigue llegar a La Moncloa, desde luego será porque la suerte le habrá ayudado. Y entonces será la llamada suerte de los ganadores.

editor@elconfidencialdigital.com

Twitter: @JoseApezarena


    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

José Apezarena

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·