Martes 12/12/2017. Actualizado 10:11h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La mala estrella de Cospedal

En el Ejército del Aire están temblando.

Los dos últimos accidentes, sufridos por sendos aviones de combate, un Eurofighter y un F-18, con la muerte de los pilotos, ha sembrado la inquietud.

Entre mandos y personal de dicho Ejército se está comentando que este tipo de tragedias suelen producirse en ciclos. Es una experiencia que han acumulado con el paso de los años.

La reflexión interna es que puede transcurrir largo tiempo sin ninguna incidencia reseñable, sin accidentes de ningún tipo, y de pronto, de forma imprevista, empiezan a darse en cadena. Entonces, se suceden varios seguidos, porque los percances ocurren de forma repetitiva.

La realidad es que el Ejército del Aire llevaba una larga temporada sin sustos graves, un tiempo que de pronto se ha cortado con esas dos tragedias.

Y, como digo, el análisis que están haciendo ahora es que este tipo de episodios suelen ir al menos de tres en tres. Y que ya han ocurrido dos. Por tanto, se temen que en cualquier momento la tragedia aparezca de nuevo, cumpliendo así el ciclo maldito.

Por supuesto, no es una teoría científica. No tiene en principio ningún fundamento sólido, pero las experiencias del pasado insisten en que así suelen devenir los acontecimientos, en ciclos. Y por eso existe inquietud.

No tienen por qué cumplirse los temores, y a lo mejor no ocurre, pero el recelo está ahí.

A la vez, los dos inesperados accidentes han venido a ensombrecer la gestión, hasta ahora casi impoluta, de la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal.

Evidentemente, ella no tiene culpa alguna. Está claro. Pero resulta inevitable acordarse del titular del ministerio cuando llegan malas noticias a las Fuerzas Armadas. Y el nombre que ahora salta es el de la señora Cospedal. Quien, por otro lado, ha dado muestras de sensibilidad y de diligencia a la hora de personarse en las bases y de estar cerca de familias y militares.

Pero no se puede borrar que, en muy corto plazo, se han caído dos aviones y han muerto dos experimentados pilotos siendo ella ministra.

Eso, si la cosa no va a más. Si no se cumple la teoría de los ciclos que temen en el Ejército del Aire.

editor@elconfidencialdigital.com

En Twitter @JoseApezarena

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

José Apezarena

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·