Lunes 11/12/2017. Actualizado 13:42h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El niño de Bescansa y las infantas Leonor y Sofía

La solemne apertura de la XII Legislatura, presidida por Felipe VI, contó ayer con la presencia de la reina Letizia y de sus hijas, Leonor y Sofía. Las pequeñas acudieron por segunda vez a una sesión solemne de las Cortes. La primera ocurrió dos años atrás, con motivo de la jura de la Constitución y proclamación de su padre como rey.

Me parece un acierto la decisión de que la princesa Leonor y su hermana, la infanta Sofía, hayan estado presentes en acto tan singular y significativo. Aunque para ello hayan tenido que pagar el tremendo precio de saltarse un día de clase. Lo digo, obviamente, de forma irónica, porque, cuando se anunció su asistencia, ya sobre la marcha empezaron escucharse voces criticando que les "dejaran" sin colegio.

Más aún. Desde algunos sectores de Podemos llegaron a anunciar previamente que, durante la sesión plenaria, tenían pensado intervenir para echar en cara a los reyes haber llevado con ellos a las niñas en un día lectivo. Al final, tal como se cuenta hoy en ECD, Pablo Iglesias impuso a sus diputados un comportamiento mucho más moderado.

Lo cual no quita para que otro de los dirigentes destacados, Carolina Bescansa, trazara un paralelismo entre la asistencia de Leonor y Sofía y su propia decisión de llevar a su hijo, de seis meses, al anterior pleno de constitución de las Cortes, tras las elecciones del 20-D.

La diputada de Podemos, que además se presentaba como candidata a presidir la Cámara frente a Patxi López, se animó a darle el pecho en plena sesión, en medio de los disparos de los fotógrafos. Por eso, uno de los diputados se apuntó a la broma y escribió en su voto: “El niño de Bescansa”. Lógicamente, fue un voto nulo. El único.

El paralelismo lo trazó Bescansa en un tuit publicado la víspera, que decía así: "Letizia, si vas a llevar a tus hijas al hemiciclo, prepárate para una campaña de insultos y descalificaciones sin límite".

Aparte de un posible intento de autojustificarse por aquella ocurrencia, lo cierto es que no existe la menor semejanza entre las dos situaciones.

Y no solamente no ha devenido ninguna campaña por la presencia de Leonor y Sofía en el Congreso, sino que ha ocurrido lo contrario. Los comentarios sobre la asistencia de las hijas de los reyes y sobre su comportamiento han sido en general de complacencia.

Otra novedad fue que las dos pequeñas se sometieron por vez primera al coloquialmente llamado "besamanos", es decir, al interminable saludo de los personalidades asistentes al acto en el Congreso. Y, con ello, se convirtieron también en protagonistas de comentarios y sonrisas de parte de las personalidades: miembros del Gobierno, presidentes de altas instituciones y de comunidades autónomas, diputados, senadores...

Siempre he dicho, y lo vuelvo a escribir, que la figura de las dos hijas de los reyes, Leonor y Sofía, va a aportar mucho a la imagen de sus padres y a la propia monarquía. Ya está ocurriendo.

editor@elconfidencialdigital.com

En Twitter @JoseApezarena

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

José Apezarena

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·