Viernes 20/10/2017. Actualizado 09:35h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El bertinazo, volumen II

Así llaman en el Partido Popular a la visita televisada que realizó Mariano Rajoy a Bertín Osborne durante la pasada campaña electoral: “el bertinazo”. Consideran que fue un acierto en toda regla. Y doy fe del éxito del formato. Todavía recuerdo la llamada telefónica de un familiar cercano explicando la sorpresa que se había llevado durante el programa: había descubierto una persona muy distinta a la que imaginaba.

Dicen que las elecciones las gana la televisión. Pablo Iglesias parece creerlo a pies juntillas y centra su estrategia en la pequeña pantalla. Mientras tanto, María Dolores de Cospedal se tira de los pelos. Porque Wyoming la deja a los pies de los caballos mientras ‘respeta’ a Soraya, que por algo fue la que favoreció la fusión Antena 3- laSexta.

Mariano no quería ir con Bertín. Dicen que fue su mujer, Viri, el que lo convenció. Las críticas fueron unánimes. Lo hizo muy bien. Aquel día ‘En la tuya o en la mía' recordó momentos entrañables y personales: recuerdos de la infancia, los años de noviazgo, sus inicios en política, la relación con Aznar, Aguirre y Zapatero…

Rajoy no es un intelectual, ni un filósofo, ni un gurú. Es más como Vicente del Bosque: un hombre sensato, gestor, funcionario. Destaca más por su afabilidad, por su fiabilidad, moderación y sensatez. Así lo vieron 4.334.000 de telespectadores obteniendo un registro que batió todos los récords del programa cuando lo emitía TVE (un 23% de cuota de pantalla)

La experiencia fue tan buena que ahora se prepara el bertinazo dos.

Rajoy pone rumbo a ‘El Hormiguero’. El año pasado no quiso ir. Pablo Motos acudió a Moncloa para intentar convencerlo. Pero no hubo manera. El periodista se llevó como premio de consolación a Soraya Sáenz de Santamaría, que tampoco estuvo mal. Todos recuerdan aquel famoso bailecito en plató, al estilo Miquel Iceta: lo vio toda España y no sentó mal.

Esta vez, acude el presidente y en plena campaña. Ojo al programa elegido, el espacio televisivo español que más ‘minutos de oro’ de la televisión acumula esta temporada: el momento del día con más audiencia.

Dejaremos para otro día el análisis sobre el giro que está experimentando la política hacia el show y el entertainment. Mientras el presidente visita las hormigas, Podemos recurre a más fotos y menos texto para potenciar la lectura de su programa. Lo más preocupante de todo es que tanto Rajoy como Pablo Iglesias parecen haber acertado.

Más en twitter: @javierfumero

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

Javier Fumero

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·