Lunes 11/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El dossier sobre Gallardón que guarda El País

El diario El País ha reaccionado con enorme virulencia a las palabras de Alberto Ruiz Gallardón sobre el aborto, calificando de “giro radical” la postura del ministro de Justicia. Pero el propio Grupo Prisa escenifica a su vez, de este modo, un cambio de postura respecto a Gallardón.

La oficialización del divorcio entre El País y Gallardón llegó este jueves en la primera plana del periódico: titular a cuatro columnas dedicado a las palabras del ex alcalde de Madrid y llamada a un editorial con carga de profundidad.

A la izquierda política en general, y al diario El País en particular, les ha puesto de los nervios que el rostro más centrista del PP se haya atrevido con el aborto.

Gallardón ha sido calificado durante años como “el ala más moderada”, alguien que se ha presentado a sí mismo “como exponente de modernidad y cosmopolitismo”. Y, sin embargo, ahora se atreve con algo tan involucionista (sic) como la reforma de esta ley.

Lejos quedan, al parecer, aquellos años de plácido maridaje entre el Grupo Prisa y Gallardón, entre don Jesús Polanco y ese joven político del PP alejado de extremismos y planteamientos casposos.

El idilio entre el grupo de comunicación y el político ‘popular’ fue de tal magnitud que hubo, durante años, un trato privilegiado para el ex alcalde. Recuerdo singularmente el caso de aquel dossier urbanístico que durmió en un cajón para siempre jamás.

Corría el año 2006. Destacados miembros del PSOE estaban muy interesados en lanzar a su candidato Miguel Sebastián y torpedear el inexpugnable bastión del PP en Madrid. Para lograrlo, filtraron al diario El País un dossier y dos informes sobre actuaciones urbanísticas poco claras en los que Gallardón no salía muy bien parado.

La redacción se tomó en serio el asunto y destinó a la investigación a dos periodistas, que debían contrastar el material. Unos meses después, culminaron los trabajos. El resultado fue bastante alentador: no se encontró un gran escándalo pero sí operaciones sospechosas que podrían dar bastante de qué hablar.

Sin embargo, por aquel entonces Jesús Polanco descolgó el teléfono y dio orden a El País, la Cadena SER y Cuatro (televisión todavía entonces en la órbita de Prisa) de que rebajaran las críticas a Gallardón. Y así se hizo.

Todo aquel material fue archivado en un cajón y nunca más se supo. ECD publicó por entonces la historia, Gallardón volvió a tener una plácida campaña electoral, se perpetuó en la alcaldía de Madrid y la vida siguió su curso.

Más en twitter: @javierfumero

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
Etiquetas
,

Sobre el autor...

Javier Fumero

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·