Lunes 25/06/2018. Actualizado 14:35h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Una gran victoria de la democracia española

Mi balance de lo sucedido la pasada semana en el Congreso de los Diputados es muy positivo. Pienso que hemos crecido como país. La democracia española (aún imberbe e inexperta) ha dado un paso más hacia la consolidación, ha demostrado un alto grado de madurez.

Me ha gustado lo que he visto. Al margen de quién sube, quién baja, qué apoyos ha logrado el nuevo presidente y qué futuro tiene el nuevo Ejecutivo, la moción de censura ha demostrado ser un instrumento útil para vehicular la voluntad de los ciudadanos a través de sus legítimos representantes: los diputados.

Esto es más importante de lo que puede parecer.

Tuve la misma sensación –para que se me entienda- cuando Podemos sentó sus posaderas por primera vez en la Carrera de San Jerónimo. Algunos se echaron las manos a la cabeza, airados por ver entrar al ‘enemigo’ en la propia casa. Una visión cortoplacista y cerril.

Que los chicos de Pablo Iglesias estén en el Congreso es una buena noticia. Allí los populistas pueden presentar legítimamente sus propuestas, intentar articular mayorías favorables a sus intereses y sacar adelante sus proyectos. Mientras lo hagan ahí, no estarán en las barricadas, ni en los escraches, ni los cócteles molotov. Y si pierden, si no logran concitar mayorías, tendrán que acatar las reglas del juego parlamentario. Todo lo que no sea esto es anarquía, ruido, dictadura y apisonadora.

Que nuestras instituciones funcionen, sean útiles, sirvan para articular el deseo de una mayoría de españoles es una excelente noticia, insisto. Para todos.

Si alguno le pone nervioso esta dinámica debería hacérselo mirar.

Más en twitter: @javierfumero

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

Javier Fumero

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·