Imprimir

Diez millones de españoles se quedarán sin subida de sueldo si el Gobierno impone un salario mínimo de 1.000 euros

Confidencial Digital | 20 de enero de 2020

Dinero calle
Dinero calle

Tras la subida de las pensiones, el alza del salario mínimo es una de las medidas más destacadas que pretende aprobar el Gobierno Sánchez-Iglesias. El mero anuncio ha encendido ya el debate político y económico. Y los empresarios han comenzado a movilizarse para conseguir de Moncloa que la subida del SMI sea moderada.

El salario medio bruto en España registró en 2018, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), la mayor subida de la última década, al aumentar un 2,9%, hasta 1.944,4 euros mensuales.

Pese a ello, la brecha existente entre lo que perciben los asalariados con contrato temporal (1.389,7 euros) e indefinido (2.142,2 euros), y lo que reciben de media los menores de 25 años (1.091,7 euros) y los mayores de 55 (2.205,6 euros), provoca que para muchos trabajadores el Salario Mínimo sea un asunto de gran importancia.

Una subida moderada del salario mínimo

Fuentes próximas a la negociación, a las que ha tenido acceso Confidencial Digital, explican que Podemos, ya en el Gobierno, ha comenzado a aceptar una fórmula moderada –subida del SMI hasta el 60% del salario medio durante toda la legislatura- y todo indica que este año ese primer incremento sería limitado, aunque no está todavía cerrado, después del alza a los 900 euros en 2019.

Así, la idea de una primera subida hasta los 1.000 euros, que se planteó durante la negociación PSOE-Unidas Podemos, parece alejarse en este momento.

Alza salarial para diez millones de españoles

Los acuerdos empresas-sindicatos firmado para compensar entre 2018 y 2020 los ajustes realizados en la crisis llegan ahora al final de su vigencia, con dudas cada vez mayores acerca de la capacidad de la economía española para mantener ese crecimiento, en un contexto general de incertidumbre.

Un frenazo económico más intenso de lo previsto puede lastrar las cuentas de las empresas, y el pacto de subida salarial firmado con años de retraso sobre la recuperación económica incluye ciertas salvaguardas que eximen de aplicarlos en su totalidad.

En junio de 2018, cuando la situación política entraba de lleno en fase de inestabilidad, los acuerdos firmados entre patronal y sindicatos para el empleo y la negociación colectiva, que afectan a 10 millones de trabajadores en España, centraron el compromiso en la subida salarial fijada.

No será posible una subida generalizada del 3%

Sin embargo, ante un previsible choque con el Ejecutivo y los sindicatos, las fuentes empresariales consultadas por ECD revelan que la CEOE va a advertir directamente a Pedro Sánchez que “un nuevo incremento desmesurado del salario mínimo” frenará el alza del resto de sueldos en España.

Los empresarios reconocen que todavía no se ha cumplido el aumento generalizado de los salarios al 3%, ni que los convenios tengan un salario mínimo de 1.000 euros, al tiempo que recuerdan que hay incluida una salvaguarda en el acuerdo con los sindicatos que vincula salarios con productividad.

En materia salarial, el pacto recoge una subida del 2% anual entre 2018 y 2020. A esa cantidad se le puede añadir un 1% anual según se cumplan “conceptos que en cada convenio se determinen”, como la evolución de la productividad y la reducción del absentismo injustificado.

En ámbitos de la patronal argumentan que la advertencia al presidente del Gobierno no pretende ser una amenaza. La decisión está tomada: le trasladarán que no es posible, en términos contables, una subida salarial generalizada cercana al 3%, si el Gobierno acaba fijando por decreto el salario mínimo en 1.000 euros para 2020.

Reunión urgente con Gobierno y sindicatos

Para ello, la CEOE va a reclamar una reunión urgente de los agentes sociales con Pedro Sánchez en La Moncloa, para tratar el asunto.

Un encuentro que el propio presidente quiere mantener también cuanto antes, para acercar posturas y amarrar la foto del ‘Pacto social’.

Considera que la imagen de un encuentro de empresarios, sindicatos con un Ejecutivo en el que hay ministros de Unidas Podemos -precisamente la de Trabajo es Yolanda Díaz, una dirigente de IU muy cercana al mundo del sindicalismo y a Pablo Iglesias- tendría un fuerte impacto como mensaje de Gobierno conciliador.

No se incluirá el aumento en los convenios por firmar

Mientras tanto, los empresarios tienen decidido congelar, en los convenios que quedan por firmar de cara a este año, el incremento que recoge el pacto con los sindicatos.

El principal argumento de la patronal, para justificar la marcha atrás a la subida, será el “esfuerzo adicional” que se va a exigir de repente a las empresas en sus cuentas de resultados sin apenas margen de reacción.

Por si esto fuera poco, al incremento del SMI se une también ahora la tributación mínima del 15% por Sociedades para las grandes empresas.

CEOE pedirá que se respeten los convenios ya firmados

Las fuentes a las que ha tenido acceso ECD explican que la CEOE exigirá también al Gobierno que el pacto suscrito con Podemos respete los convenios colectivos ya firmados. Hay que tener en cuenta que existen convenios que tienen ligadas la evolución de complementos o tablas salariales a la subida del SMI.

Para evitar que este tipo de incrementos tan importantes -en 2017 fue del 8%, en 2018, del 4% y en 2019, del 22%- provoquen un efecto arrastre inesperado en estos convenios, un decreto aprobado por el Gobierno del PP introdujo una disposición transitoria en la que desvinculaba de la evolución del SMI lo estipulado en estos convenios.

No obstante, introducía una salvedad: la remuneración anual no puede quedar por debajo del sueldo mínimo legal.

El Gobierno no necesita el apoyo parlamentario

Hay que recordar que el salario mínimo es fijado por el Gobierno cada año mediante un decreto ley y no necesita ser convalidado por el Congreso. De esta manera, si los Presupuestos para 2020 no salieran adelante por falta de apoyos parlamentarios, será Pedro Sánchez quien decida finalmente si aprueba o no la subida por decreto.

Por lo tanto, el aumento definitivo queda ahora en manos del presidente, que debe decidir si sigue adelante con la subida pactada con Podemos, o finalmente la modera.

De ahí que los empresarios, según las fuentes consultadas por ECD, vayan a centrar toda la presión sobre Sánchez en las próximas semanas, para conseguir una aplicación más progresiva del incremento del SMI.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://www.elconfidencialdigital.com/articulo/dinero/diez-millones-espanoles-quedaran-subida-sueldo-gobierno-impone-salario-minimo-1000-euros/20200117134423137205.html


© 2020 Confidencial Digital

Todos los derechos reservados. Esta información es para el uso exclusivo de los lectores de Confidencial Digital. No está autorizada su difusión ni citando la fuente. Publicaciones Confidenciales. C/Naranjo 3, 1º Dcha 28039 Madrid. Teléfono:  +34 91 445 96 97