Imprimir

Los ricos huyen de España: se van a Portugal y Andorra

Confidencial Digital | 19 de noviembre de 2018

Frontera entre España y Portugal.
Frontera entre España y Portugal.

Ni en Delaware, ni en Suiza, ni en los tradicionales paraísos fiscales donde los inversores suelen constituir sociedades para eludir a Hacienda. Los ricos españoles han puesto el foco en Portugal. Han ido a refugiarse al país vecino del hachazo fiscal a las rentas más altas que han anunciado el Gobierno de Pedro Sánchez y Podemos.

La posibilidad de una modificación regulatoria por parte del Gobierno socialista, con la subida del IRPF a los que ganan más de 130.000 euros anuales y la subida del impuesto de Patrimonio, está provocando recelos entre las grandes fortunas que, ante la duda, prefieren llevar su dinero al exterior y gestionarlo en países como Portugal.

Así lo confirman a Confidencial Digital varios reconocidos despachos fiscales de Madrid, donde aseguran que las consultas de clientes VIP sobre este asunto se han disparado en los últimos dos meses.

Pagar menos impuestos que en España

En el caso de Portugal, se les informa de que allí los extranjeros están exentos de pagar, durante los primeros diez años de residencia, el llamado IRS (Impuesto sobre la Renta de las personas Singulares, el equivalente al IRPF español) de aquellos ingresos que provienen de fuera.

Además, en determinadas profesiones existe una tasa fija del 20% para los beneficios logrados en Portugal. En suma, se produce una doble no imposición, lo que le convierte en una especie de paraíso fiscal (temporal y condicionado) en materia impositiva.

Por eso, quienes logran el estatuto RNH quedan automáticamente exentos de pagar impuestos por su pensión tanto en sus países de origen como en Portugal. Este tratado fiscal bloquea la legislación al respecto del Estado de origen del dinero y la República portuguesa, mientras hace caja con su poder adquisitivo, que tampoco les cobra.

Se domicilian en localidades de Portugal

Este resquicio legal nació en 2009 (aunque no entró en vigor hasta tres años después), cuando la crisis económica ahogaba al país luso y las autoridades lanzaban redes en busca de paliativos socioeconómicos por todos los rincones.

Casi una década después, cuando Portugal ha dado la vuelta a su situación y presenta el mayor crecimiento del siglo (un 2,7%), aquella solución se mantiene vigente.

Más de 10.000 extranjeros de 95 nacionalidades diferentes han mudado su residencia a Portugal en los últimos años, según informaciones publicadas en medios lusos, ya que no existen datos oficiales actualizados de una medida cuyo alcance exacto se lleva con total opacidad.

Para poder acogerse a las deducciones, los ricos españoles se domicilian en ciudades y pueblos del país vecino y residen allí al menos 183 días (que es lo mínimo que exige la ley), o poseen una vivienda, en propiedad o alquilada, con intención de convertirla en habitual.

El “paraíso fiscal” de la isla de Madeira

Para impulsar la economía de la isla de Madeira, Portugal ha creado también un régimen especial en el impuesto de Sociedades, que está abierto a los residentes no habituales y que permite tributar al 5% durante cuatro años.

Aunque la medida se planteó bajo el mandato del conservador Passos Coelho, el Gobierno de izquierdas que lo desalojó del poder en 2015 no la ha modificado.

Este régimen especial ha causado ampollas en países europeos de impuestos altos, pero permanece inalterado, por el consenso político, y por la inteligencia con la que Portugal ha adoptado estas excepciones regulatorias.

La mudanza a Portugal de la nieta de Franco

Uno de los rostros conocidos españoles que ha trasladado recientemente su residencia al otro lado de la frontera ha sido Carmen Martínez Bordiú.

La nieta de Francisco Franco aduce la necesidad de un “cambio de aires” que le permita alejarse de las polémicas surgidas desde la muerte, a finales de 2017, de su madre, Carmen Franco, la única hija del general. Y se citan también la exhumación de los restos del dictador del Valle de los Caídos, la retirada del ducado de Franco y la expropiación del Pazo de Meirás

“Quiere vivir en un entorno natural, alejada de las grandes ciudades”, se explicó entonces en su entorno. En ningún caso, sin embargo, se han reconocido los motivos fiscales.

Fuga masiva de sicavs hacia Andorra

Por si esto fuera poco, la inseguridad jurídica ha puesto nerviosos también a los grandes patrimonios que recurren a las famosas sicavs para aprovecharse de sus ventajosas condiciones fiscales.

En los despachos fiscales consultados por ECD explican que los ricos españoles se están llevando a Andorra el dinero de las sicavs, amenazadas por el Gobierno y Podemos.

Ambos partidos consideran que estos instrumentos constituyen un mecanismo para que los altos patrimonios se ahorren impuestos utilizando artimañas poco ortodoxas. De ahí su animosidad contra ellos.

Durante el mes de octubre, y favorecido por el escenario de incertidumbre política en España, grandes fortunas han comenzado a ordenar a sus asesores de confianza que trasladen el dinero de sus sicavs a Andorra.

Los expertos han destacado a sus clientes que, en el Principado, las sociedades de inversión de capital variable son especialmente atractivas para patrimonios españoles de entre dos y diez millones de euros. Por varios motivos: por sus menores costes y por la privacidad absoluta que otorgan.

Ninguna de estas ventajas se puede lograr ahora en España. Pero tampoco en otros territorios que tradicionalmente se habían convertido en refugio para su dinero, como eran Suiza o Luxemburgo.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://www.elconfidencialdigital.com/articulo/dinero/ricos-huyen-espana-portugal-andorra/20181116134242118234.html


© 2019 Confidencial Digital

Todos los derechos reservados. Esta información es para el uso exclusivo de los lectores de Confidencial Digital. No está autorizada su difusión ni citando la fuente. Publicaciones Confidenciales. C/Naranjo 3, 1º Dcha 28039 Madrid. Teléfono:  +34 91 445 96 97