Imprimir

El satélite espía ‘PAZ’ envía diariamente 33 imágenes de operaciones militares, infraestructuras y fronteras

Confidencial Digital | 16 de octubre de 2020

Satelite PAZ.
Satelite PAZ.

El primer satélite militar español de observación terrestre con radar de apertura sintética (SAR), el ‘PAZ’, proporciona al Ministerio de Defensa 33 imágenes al día, con las que contribuye a la obtención de inteligencia militar.

Es uno de los datos del departamento de Margarita Robles a los que ha tenido acceso Confidencial Digital sobre este artefacto, que fue lanzado al espacio en el cohete Falcon 9 el 22 de febrero de 2018, aunque no fue hasta octubre del mismo año cuando alcanzó su plena capacidad operativa.

El lanzamiento se produjo tras cuatro años de retrasos y una inversión superior a los 160 millones de euros.

A fecha de 14 de octubre de 2020, el satélite ‘PAZ’ contaba con las siguientes marcas:

-- Ha cumplido 963 días en órbita (2 años y 233 días) desde su lanzamiento en febrero de 2018, habiendo superado la fase de preparación ‘commissioning’ en octubre de ese mismo año.

-- Ha completado 14.678 órbitas alrededor de la tierra, lo que se traduce en 633 millones de kilómetros

-- En este tiempo se han producido 3.860 pases contacto con el satélite desde la estación principal de Torrejón de Ardoz (Madrid).

-- Desde que el satélite alcanzó su órbita, se han efectuado un total de 72 maniobras de mantenimiento

-- La vida útil nominal del satélite se estima en siete años, por lo que el Ministerio de Defensa estima que le quedan algo menos de cinco en funcionamiento.

Bajo dirección del CIFAS

Tal y como se contó hace un año en estas páginas, las imágenes que el satélite envía a Defensa ya han resultado claves en varios episodios que podrían haber puesto en peligro la seguridad de las tropas españolas en misiones internacionales.

El responsable de la dirección operativa y funcional del satélite ‘PAZ’ es el director del Centro de Inteligencia de las Fuerzas Armadas (CIFAS), cargo que ahora ocupa el general de división Antonio Romero Losada.

El CIFAS tiene entre sus funciones prestar el apoyo necesario, en su ámbito, a las operaciones de las Fuerzas Armadas. Dirige y coordina el empleo de los sistemas de inteligencia, vigilancia y reconocimiento (ISR) conjuntos; y planifica, dirige y ejecuta las actuaciones en materia de información geoespacial en el ámbito de la defensa.

Aplicaciones civiles y militares

El satélite PAZ es operado por Hisdesat y cubre tanto necesidades de seguridad y defensa como otras de carácter civil, teniendo aplicaciones en operaciones militares y control de infraestructuras y fronteras.

El satélite resulta especialmente útil al proporcionar información clave para la seguridad de las tropas españolas en misiones internacionales. España tiene desplegadas fuerzas terrestres, aviones y buques en distintas zonas de conflicto (Líbano, Irak, Malí, Somalia...). Las imágenes que proporciona el satélite sirven para prever posibles acciones de grupos terroristas o insurgentes.

‘PAZ’ tiene la capacidad de tomar más de 100 imágenes diarias de 25 cm de resolución.

Desde Hisdesat, ya destacaron a ECD que hay imágenes que se distribuyen comercialmente a usuarios nacionales e internacionales.

El satélite también ofrece, desde el 4 de octubre de 2019, información atmosférica (temperatura, presión y humedad) a todos los servicios de meteorología del mundo, en tiempo ‘casi real’ a través del sistema de comunicaciones de la Organización Mundial de Meteorología (OMM), agencia especializada de las Naciones Unidas.

Las medidas se toman mediante una técnica llamada ‘radio ocultación’, a partir de las observaciones realizadas con un GPS a bordo del satélite que envía los datos a la estación receptora de la a Administración Nacional Norteamericana de los Océanos y la Atmósfera (NOAA). NOAA envía los datos a la Corporación Universitaria de Investigación Atmosférica, donde se procesan, controlan y envían de nuevo a la NOAA para su transmisión final. Este proceso se realiza en menos de tres horas desde su adquisición en órbita.

Además, ‘PAZ’ proporciona “servicios especializados de valor añadido” en vigilancia marítima, cartografía de emergencias y vigilancia de infraestructuras.

Dispone de la mejor monitorización del entorno marítimo

El satélite lleva a bordo un receptor AIS (identificación automática de buques) de última generación. La fusión de datos captados simultáneamente por SAR (radar de apertura sintética) y el receptor AIS permite disponer de la mejor monitorización posible del entorno marítimo en todo el mundo.

Los procesadores han sido desarrollados en colaboración con el Departamento de Teoría de la Señal y Comunicaciones de la Escuela Politécnica Superior de la Universidad de Alcalá de Henares.

Además, en vigilancia marítima, Hisdesat ha desarrollado con INDRA un procesador de detección de anomalías basado en la tecnología AIS que permite vigilar cualquier incidente en un área de interés definida por un tiempo determinado.

Tercer país europeo

España es el tercer país de Europa en disponer de un satélite radar de apertura sintética de gran capacidad y resolución. Esto ha supuesto un salto cualitativo para las Fuerzas Armadas, que dependen menos de otros aliados que tenían satélites, como pudo ser el caso de Francia durante la crisis del islote Perejil.

Como ya contó ECD en 2002 España tenía que recurrir a satélites de observación de países aliados. Con esta tecnología podía hacer un seguimiento casi real de los movimientos militares de Marruecos en la zona. En ese momento se solicitó ayuda a Francia y su gobierno respondió que sus satélites no se encontraban operativos en aquel momento.

‘PAZ’ cubre un área de más de 300.000 kilómetros cuadrados al día y está preparado para dar quince vueltas diarias a la Tierra, a una altura de 514 kilómetros.

El satélite ‘Mohamed VI-A’ de Marruecos

Con la puesta en órbita de ‘PAZ’ España alcanzó a Marruecos en su particular ‘carrera espacial’. Rabat disponía de su propio satélite espía desde noviembre de 2017, que sobrevuela la península entre dos y tres veces al día. Sin embargo, es técnicamente inferior.

‘Mohamed VI’ –ese es su nombre- no está capacitado para operar si hay nubosidad en la atmósfera o si es de noche. Tiene una autonomía más limitada y un alcance de precisión de 70 centímetros, frente a los 25 centímetros que es capaz de precisar ‘PAZ’ gracias a los dos módulos que aumentan el alcance de precisión del satélite español.

Pese a que las relaciones diplomáticas entre España y Marruecos son calificadas de ‘excelentes’ de forma oficial, y son socios y aliados en sectores como la lucha contra el terrorismo o el control de la inmigración ilegal, existe una rivalidad manifiesta en lo referente a la españolidad de Ceuta y Melilla.

El satélite marroquí atraviesa la península en un tiempo de 2 minutos, sobrevolándola a 650 kilómetros de altitud. Es posible seguir la trayectoria de ‘Mohamed VI’ desde distintas páginas web, como ‘ny2yo’, que permiten conocer las trayectorias orbitales de los satélites para observar su paso desde la tierra.

Estos sistemas que permiten realizar previsiones de gran exactitud en un margen de 10 días permitieron comprobar que el satélite marroquí atravesaría la base aérea de Torrejón de Ardoz el día 17 de marzo de 2018 en torno a las 23:07 horas. En otras ocasiones también se puede comprobar que está orbitando en una vertical en la zona de Zaragoza, donde se encuentra otra de las bases del Ejército del Aire en la península.

Mandos militares señalaban, cuando Marruecos llevaba la delantera en esta ‘carrera espacial’, que los satélites de observación del país magrebí iban a permitirle identificar qué unidades navales se encuentran en un determinando momento en una base militar, qué tipo de armamento portan o el número de aeronaves activas en una base aérea.
Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://www.elconfidencialdigital.com/articulo/defensa/satelite-espia-paz-envia-33-imagenes-diariamente-operaciones-militares-infraestructuras-fronteras/20201015181747173915.html


© 2020 Confidencial Digital

Todos los derechos reservados. Esta información es para el uso exclusivo de los lectores de Confidencial Digital. No está autorizada su difusión ni citando la fuente. Publicaciones Confidenciales. C/Naranjo 3, 1º Dcha 28039 Madrid. Teléfono:  +34 91 445 96 97