Martes 12/12/2017. Actualizado 13:33h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Defensa

El CNI desaconsejó el traslado a España de los piratas somalíes que atacaron al ‘Patiño’ por las consecuencias para los españoles secuestrados. La única solución era liberarlos en la costa

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los seis piratas detenidos tras atacar e intentar abordar el buque de la Armada Patiño serán finalmente juzgados por la Audiencia Nacional. La justicia española los ha reclamado a pesar de los informes de los servicios de inteligencia, que desaconsejaban su traslado a España.

Mohamed Abdullah Hassan, Mohamed Aden Mohamed, Issa Abdullaj Issa, Abdillahi Mohamed Gouled, Hamoud Elfaf Mahou y Mohamed Said Ahmed, los seis piratas detenidos, viajarán próximamente a España para enfrentarse a los cargos de piratería en grado de tentativa, depósito de armas, daños y atentado contra agentes de la autoridad en el ejercicio de sus funciones.

Tras analizar toda la documentación y valorar todas las opciones, el magistrado de la Audiencia Nacional Eloy Velasco ha ordenado el traslado de los tres piratas a España. Sin embargo, tal y como acaba de saber El Confidencial Digital, desde los organismos de seguridad del Estado se recomendó no hacerlo.

En concreto, ateniéndose a la información suministrada a ECD por fuentes de los servicios de inteligencia, se desaconsejó esta opción debido a las complicaciones futuras que podría suponer para España. Y sobre todo, por el hecho de que dos mujeres españolas permanecen secuestradas en Somalia por un grupo terrorista, Al Shabaab, con probados vínculos con los piratas.

“España no debió meterse en este fregado’. Es una batalla inútil” valoran para ECD las fuentes consultadas. Y añaden que este mismo argumento circuló por la sede de la Audiencia mientras se ponderaba qué hacer con losseis detenidos.

El problema, especifican, surgió cuando se iniciaron los trámites para entregar a los detenidos a algún gobierno de la zona. Kenia, país con el que la UE mantenía un convenio, ya no acepta más piratas. Y Seychelles, que hasta ahora aceptaba “acuerdos puntuales”, ha rechazado hacerse cargo del asunto.

“Ante este panorama, las únicas opciones que le quedaban al Gobierno eran traerlos a España, con el riesgo que conlleva, o llevarlos hasta la costa y dejarlos en libertad” informan las fuentes consultadas.

Mohamed Abdullah Hassan, Mohamed Aden Mohamed, Issa Abdullaj Issa, Abdillahi Mohamed Gouled, Hamoud Elfaf Mahou y Mohamed Said Ahmed, los seis piratas detenidos, viajarán próximamente a España para enfrentarse a los cargos de piratería en grado de tentativa, depósito de armas, daños y atentado contra agentes de la autoridad en el ejercicio de sus funciones.Tras analizar toda la documentación y valorar todas las opciones, el magistrado de la Audiencia Nacional Eloy Velasco ha ordenado el traslado de los tres piratas a España. Sin embargo, tal y como acaba de saber El Confidencial Digital, desde los organismos de seguridad del Estado se recomendó no hacerlo.En concreto, ateniéndose a la información suministrada a ECD por fuentes de los servicios de inteligencia, se desaconsejó esta opción debido a las complicaciones futuras que podría suponer para España. Y sobre todo, por el hecho de que dos mujeres españolas permanecen secuestradas en Somalia por un grupo terrorista, Al Shabaab, con probados vínculos con los piratas.“España no debió meterse en este ‘fregado’. Es una batalla inútil” valoran para ECD las fuentes consultadas. Y añaden que este mismo argumento circuló por la sede de la Audiencia mientras se ponderaba qué hacer con los seis detenidos.El problema, especifican, surgió cuando se iniciaron los trámites para entregar a los detenidos a algún gobierno de la zona. Kenia, país con el que la UE mantenía un convenio, ya no acepta más piratas. Y Seychelles, que hasta ahora aceptaba “acuerdos puntuales”, ha rechazado hacerse cargo del asunto.“Ante este panorama, las únicas opciones que le quedaban al Gobierno eran traerlos a España, con el riesgo que conlleva, o llevarlos hasta la costa y dejarlos en libertad” informan las fuentes consultadas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··