Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Defensa

Picardo ha pedido al Gobierno británico que destine una fragata de la Royal Navy de forma permanente en el Peñón. El Almirantazgo se opone

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Fabián Picardo quiere que Gibraltar sea base permanente de una de las fragatas de la Royal Navy. Así lo ha sugerido el ministro principal del Peñón, de forma interna, al Ministerio de Defensa británico. La propuesta cuenta con la oposición del alto mando de la marina inglesa.

En las últimas semanas, mandos de la Armada española han intensificado sus contactos extraoficiales con sus ‘colegas’ británicos. Según ha sabido ECD, altos mandos españoles han compartido confidencias telefónicas con altos cargos de la Royal Navy, que les han confesado estar “cansados” con el Gobierno de Gibraltar, y aseguran que Picardo es un “agitador” –tal y como publicó la pasada semana este confidencial-.

Según ha sabido ECD de mandos de la Armada española involucrados en esas conversaciones, Picardo habría solicitado al ministerio de Defensa británico, de forma discreta, que se estudie la posibilidad de destinar de forma permanente una fragata al Peñón.

Picardo busca que Gibraltar no sea sólo una base circunstancial de paso para la Royal Navy, y ha solicitado mayor implicación de la marina británica con el Peñón. Algo que choca directamente con los planes del almirantazgo inglés, que se opone a dicho despliegue. “Principalmente, por cuestiones de seguridad. El puerto no está preparado” aseguran a ECD mandos de la Armada española.

Recuerdan estas voces que entre los mandos británicos está muy presente el fallido intento de atentado, durante el conflicto de Malvinas, contra un buque de la Navy amarrado en Gibraltar por parte de un presunto comando militar argentino. Un golpe denominado entonces ‘Operación Algeciras’ por la prensa española.

Picardo lleva estas gestiones de forma discreta, aunque públicamente ya ha manifestado –en declaraciones a la prensa inglesa- que la invasión de las Islas Malvinas se produjo al no tener estas suficientes buques de la Royal Navy para proteger sus costas.

Por otra parte, tal y como cuentan fuentes españolas, hay mandos británicos que han solicitado a los poderes políticos que “se dé un toque de atención a Picardo por utilizar a la Royal Navy como demostración de fuerza política”.

Entre los marinos ingleses ha sentado muy mal que el ministro principal del peñón haya solicitado la llegada de buques británicos “cuando ya sabía que su llegada estaba prevista desde hace meses”.

Egipto, principal preocupación de la Royal Navy

Pese a que Gibraltar trata de dirigir el foco mediático hacia el Peñón, la mayor preocupación actual de la Royal Navy en estos momentos se encuentra a miles de kilómetros. Concretamente en Egipto.

La marina británica está en estado de alerta ante un posible empeoramiento de la situación política y militar del país del Sinaí. En ese caso, se deberían poner en marcha planes de evacuación marítima de civiles británicos, y la preparación de estos planes de contingencia “mantiene ocupado actualmente al alto mando de la marina británica”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·