Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

El fabricante ha vendido más de tres millones de terminales en total

BQ ofrecerá un móvil a precio de coste a los afectados por “teléfonos con humedad”

Compradores de toda España están acusando a la compañía de engañarles por negarse a reparar aparatos en garantía. Han creado una plataforma de defensa

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Clientes de BQ, el fabricante de móviles marca España, llevan varios días protestando porque la compañía no cubre las reparaciones de sus teléfonos, a pesar de encontrarse en garantía. Alega que los aparatos tienen humedad y esos casos no están cubiertos. Pero desde la compañía han comenzado a ofrecer soluciones a los afectados.

bq. bq.

Fuentes de BQ, a las que ha tenido acceso El Confidencial Digital, explican que, cuando un técnico del servicio de soporte abre un aparato que ha llegado por algún tipo de incidencia al taller, comprueban que ese dispositivo haya sido dañado por líquidos a través de dos vías.

Por un lado, están los testigos sensibles al líquido, que cambian de color cuando entran en contacto con un líquido. Cada dispositivo de BQ incorpora varios testigos en puntos clave del terminal. Por otro lado, se pueden observan evidencias de corrosión y sulfatación en los puntos afectados. Estos indicadores son muestras inequívocas de que el líquido ha estado en contacto con la placa.

Están ofreciendo alternativas a los afectados

Así las cosas, según las fuentes consultadas, BQ ha comenzado a ofrecer distintas alternativas a los clientes afectados. La primera de ellas consiste en que el fabricante asuma la reparación del aparato, en caso de que el coste no suponga más allá del cambio de un componente pero, por ejemplo, la pieza no se haya visto dañada.

También cabe la posibilidad de que la compañía acepte arreglar el teléfono, cuando el coste no sea desorbitado o BQ pueda garantizar que la reparación es viable, es decir, que el aparato no volverá a registrar fallos a las pocas semanas.

Desde la marcan ofrecen, como otra de las alternativas, un teléfono nuevo a precio casi de coste y con la garantía completa, cuando la reparación se va a encarecer incluso más que la adquisición de un terminal nuevo. No obstante, esta oferta está despertando recelos entre los afectados porque piensan que, en realidad, el fabricante lo que está intentando es venderles otro móvil al negarse a reparar el suyo.

Han creado una plataforma de defensa

Mientras, las quejas en las redes sociales siguen sucediéndose desde hace casi dos semanas. Según ha podido comprobar también ECD, 600 usuarios ya han firmado una petición en change.org para que se solucione el problema.

En la petición titulada: “BQ alega humedad para no repara terminales en garantía”, los afectados explican que BQ está esgrimiendo que los terminales que van al servicio técnico tienen humedad en casi todos los casos, como excusa para no hacer valer la garantía legal de estos terminales.

También indican que son muchos los casos y las voces que están alzándose contra la compañía “que está mintiendo sobre los terminales a reparar, indican que los mismos están húmedos, para luego proceder a indicar vía correo que si quieren la reparación se tiene que pagar incluso en algunos casos más de lo que vale el terminal o el precio del mismo”.

“Los clientes y usuarios que tenemos BQ, denunciamos que jamás se nos han caído los terminales al agua, ni siquiera se han mojado, pero nos muestran placas con una corrosión impresionante, llenas de óxido y con terminales de apenas 3 o 4 meses”, protestan.

El daño por humedad puede no ser inmediato

En la firma insisten en que, cuando el líquido entra en un dispositivo electrónico encendido, corre el riesgo de presentar algún tipo de fallo casi con un 100% de seguridad. La tipología del fallo es impredecible y dependerá de distintos factores, como la cantidad de líquido, el camino que recorra sobre el circuito impreso, la geometría interna del modelo o el tiempo que tarde en evaporarse.

El daño puede producirse, además, en cuanto el dispositivo entra en contacto con el líquido o más adelante: la velocidad a la que se producen fenómenos como la corrosión o la sulfatación depende de la temperatura, de la salinidad del fluido en contacto con el metal y de las propiedades de los metales en cuestión.

En el caso de los cortocircuitos en la placa, el dispositivo puede sufrir pequeños calentamientos en ciertas áreas que, con el paso del tiempo, acaban afectando al funcionamiento del dispositivo.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·