Domingo 17/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Endesa gana el pulso a Cristina Kirchner en Argentina: le compensa con 250 millones

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Gobierno de Argentina cede con Endesa. La eléctrica que preside Borja Prado ha recibido 250 millones en compensación por la congelación de las tarifas eléctricas en el país durante la última década. Cristina Fernández de Kirchner ha caído en la cuenta de que ninguna empresa de servicios está dispuesta a asumir un negocio en pérdidas.

Hasta ahora, Endesa no había recibido ninguna propuesta concreta para solucionar el problema de la distribución eléctrica en Argentina, lo que llevó a la compañía a sopesar en firme su salida del país hace justo un año.

Sin embargo, fuentes próximas a Endesa explican que la situación ha cambiado sustancialmente. El Gobierno de Kirchner está dando ya pasos regulatorios importantes en el mercado de distribución en el país, que apuntan a un aumento de las tarifas para ajustarlas a los costes.

Uno de los primeros gestos del Ejecutivo de Buenos Aires, según estas fuentes, ha sido la compensación de 250 millones que ha recibido la filial de la eléctrica española en Argentina (Edesur) por la congelación de las tarifas en el país desde 2002.

La compañía que preside Borja Prado llevaba reclamando insistentemente desde hace meses al equipo de Kirchner una subida de tarifas ante la situación económica de asfixia a la que estaba sometida su filial, hasta el punto de casi no poder seguir invirtiendo si no se producía una subida que compensara esas inversiones.

No hay sustituto para Endesa

Según las fuentes consultadas, uno de los aspectos más importantes que ha hecho que Argentina haya dado marcha atrás con Endesa se encuentra en que ninguna empresa de servicios estaba dispuesta a asumir un negocio en pérdidas. Este hecho ha llevado a las autoridades del país a evitar, como fuese, la salida de la eléctrica española.

Unos números rojos que el propio equipo de confianza de Cristina Kirchner pudo comprobar ‘in situ’ tras la intervención de Edesur, la filial argentina de Endesa, donde pudieron examinar al detalle sus cuentas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·