Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

FCC y Sacyr tendrán enfrente a las poderosas francesas Suez y Veolia en la pugna por Aguas de Portugal: están interesadas en el suministro y los residuos, pero no en la red de transporte

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

FCC y Sacyr comienzan la batalla para hacerse con la empresa Aguas de Portugal de cara a su futura privatización. Enfrente tendrán a dos compañías galas, Suez y Veolia, que también se suman como candidatas a entrar en la pugna por la compañía portuguesa. Los dos multinacionales españolas están interesadas en la gestión del suministro y los residuos, pero no en la red de transporte.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, ambas compañías tienen intención de implicarse profundamente en la venta de Aguas de Portugal. Tanto FCC como Sacyr tienen importantes intereses en el país vecino, y con la entrada en el mercado portugués del agua persiguen controlar la gestión de su suministro y de los residuos, mientras que la red de transporte quieren que siga en manos del Estado.

Fuentes empresariales explican a ECD que una eventual privatización global de Aguas de Portugal solo seria prácticamente accesible a las multinacionales del sector, empezando por aquellas que ya están instaladas en Portugal, como es el caso de las españolas FCC y Sacyr, que operan a través de sus filiales Aqualia y Somague Ambiente, respectivamente.

La filial de la compañía que preside Luis del Rivero participa en más de veinte empresas municipales de distribución de agua, aunque su actividad se centra en la gestión de residuos, donde cuenta con más de 50 proyectos.

Por su parte, FCC se hizo hace unos meses con un contrato de gestión de agua valorado en 1.500 millones de euros, que abarca a nueve municipios de la Leziria del Tajo (región de Lisboa), y exigirá una inversión de 200 millones.

El Gobierno de Passos Coelho pondrá en marcha la operación en los próximos meses, obligado por el programa de privatizaciones exigido por la UE en el marco del rescate de Portugal. De momento, la empresa portuguesa aún no tiene fijadas las condiciones para la venta, a diferencia de los procesos de EDP, Galp, TAP o REN, que están programados para antes de final de año.

Uno de los principales obstáculos para una rápida venta de la compañía lusa es la existencia de un “déficit tarifario” acumulado que supera los 400 millones de euros, que en diciembre de 2010 presentaba también una deuda financiera de 3.000 millones de euros. El Estado portugués no tiene todavía claro si privatizar todo el grupo, o poner únicamente en venta sus participaciones de control en sociedades municipales y regionales.

Aguas de Portugal es una de las empresas públicas más atractivas del sector privado del país. El valor de sus activos supera los 7.000 millones de euros. En el último ejercicio, tuvo unos ingresos de 724 millones y obtuvo un resultado neto de casi 80 millones de euros.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·