Martes 12/12/2017. Actualizado 13:33h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

El grupo alemán ha anunciado un ajuste de 23.000 trabajadores

El Gobierno ha obtenido garantías de Volkswagen: los 13.000 empleos de SEAT en Martorell se salvan del ajuste

El vicepresidente mundial de compras ha trasladado a Industria que los cuatro nuevos modelos (Ibiza, León, Arona y el Audi A1) aseguran el trabajo en la planta hasta 2025

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El ajuste histórico de 23.000 empleados en Volkswagen afectará, según el anuncio del grupo automovilístico, a Alemania, Argentina y Brasil. De este modo, España quedaría, por el momento, fuera de los recortes para lograr una reducción en los costes. Pero el Gobierno de Rajoy se ha movilizado para obtener más garantías de la multinacional.


Concesionario de Seat. Concesionario de Seat.

Fuentes de Volkswagen ya confirmaron el viernes que el plan industrial para la fábrica de Landaben (Navarra) se mantiene, incluyendo la adjudicación del nuevo Polo para 2017 y otro modelo para 2018, que podría ser del segmento SUV.

En España, el grupo Volkswagen cuenta con cuatro plantas de producción con sus distintas marcas. Una de ellas es la de Landaben, Navarra, fundada en 1965 y comprada al 100% en 1993 que produce para la marca VW. En ella emplea a 4.402 personas y fabrica el VW Polo.  

Incertidumbre sobre el futuro de Seat

Las otras fábricas se encuentran en Barcelona y alrededores y son propiedad de Seat.

La mayor es la fábrica de Martorell, donde se ensamblan el Ibiza, el León y el Audi Q3. En estas instalaciones trabajan 11.503 personas.

Además, está la factoría de la Zona Franca, fundada en 1953 y en la que 1.400 empleados fabrican piezas de carrocería; y la central de motores de El Prat de Llobregat, donde se ensamblan propulsores de la serie MQ200 para diversos modelos de VW, Audi, Skoda y Seat.

Al anuncio de Volkswagen respondieron inmediatamente los líderes sindicales. Los secretarios generales de UGT y CCOO, Josep María Álvarez e Ignacio Fernández Toxo, pidieron prudencia ante la noticia de ajustes en la empresa y coincidieron en que no hay razones para pensar que el asunto afecte a las plantas de Pamplona y Barcelona. 

El Gobierno ha obtenido garantías

Ante la incertidumbre tras conocer el ajuste de 23.000 trabajadores en la empresa alemana, altos cargos del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad solicitaron garantías de estabilidad en el empleo a la cúpula del grupo, según ha podido saber El Confidencial Digital por fuentes conocedoras de los contactos.

Pocas horas después, el vicepresidente mundial de compras del consorcio alemán, Francisco Javier García Sanz, tranquilizó al equipo de Luis de Guindos, especialmente sobre la planta de Martorell, dado que los planes para las instalaciones de Navarra se daban por salvados.

Fuentes empresariales de alto nivel, a las que ha tenido acceso ECD, explican que se trató efectivamente de una llamada telefónica, que se produjo a petición del propio Ministerio de Economía, Industria y Competitividad.

En esa discreta conversación, la cúpula de Volkswagen Audi España ratificó al Gobierno que el plan de la compañía es que la planta de Seat en Martorell (Barcelona) continúe con la ejecución de más de la mitad de la inversión destinada por el grupo a España para los próximos tres años: 3.300 millones.

Dio garantías también de que no hay previstos recortes en esa partida, de la que Landaben (Navarra) se llevó otros 900 millones. El vicepresidente mundial de compras recordó a las autoridades españolas que Martorell ha incrementado su producción en los últimos años un 60% y que este año la factoría se está renovando para recibir al nuevo Ibiza en el primer trimestre, luego el facelift del León a principios de 2017, para el Arona en el segundo semestre del año que viene y para el cambio del Audi Q3 por el A1 en el año 2018.

En definitiva, zanjó todos las dudas al confirmar que estos cuatro nuevos modelos aseguran la estabilidad en el empleo en la planta barcelonesa, al menos, hasta 2025.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··