Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Invertir en fondos ya no es rentable. En los últimos quince años, las comisiones se han comido 36.000 millones de euros, más del 20% del patrimonio total gestionado

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Si quiere ganar dinero con sus inversiones, olvídese de los fondos. Desde 1991, estos productos financieros están ofreciendo menos rentabilidad que los bonos del Estado a cualquier plazo. Las comisiones se han llevado más de treinta seis mil millones de euros, o lo que es lo mismo, más de un 20% del patrimonio total gestionado en ese período.

Así lo reflejan los datos recogidos en el último informe ‘Rentabilidad de los Fondos de Inversión en España. 1991-2008’, elaborado por los investigadores del IESE Pablo Fernández y Vicente J. Bermejo y al que ha tenido acceso El Confidencial Digital.

Tal y como resumen los expertos de la escuela de negocios, la rentabilidad que estos productos financieros ofrecieron a sus titulares en los últimos 3, 5, 10 y 15 años (2,52%; 1,88%; 0,91% y 2,96% respectivamente) fue inferior a la inflación. También salieron perdiendo en comparación con las inversiones en bonos del Estado a cualquier plazo.

A pesar de estos resultados, matizan Fernández y Bermejo, los 2.936 fondos contemplados en este informe cerraron 2008 con un patrimonio de 168.000.000.000 euros. Uno de los peores datos lo arrojan los fondos con más de una década de historia, de un total de 1.025, tan sólo uno ofreció una rentabilidad superior a la del IBEX 35 (cifrada en un 10,4%), en contraposición con 269 fondos que proporcionaron a sus partícipes una rentabilidad negativa.

Este panorama poco alentador se ensombrece aún más al tener en cuenta las comisiones millonarias que los gestores cobraron a sus clientes. En el periodo 1991-2008, el total

de comisiones y gastos repercutidos superó los treinta y seis mil millones de euros.

Esta partida se refiere a las llamadas comisiones explícitas, “las que el partícipe paga y aparecen reflejadas en el contrato del fondo como comisiones de gestión, de depósito, de suscripción y de reembolso”, especifica Fernández.

A éstas hay que añadir las comisiones ocultas, es decir, las que el partícipe paga y no aparecen reflejadas en el contrato del fondo como, por ejemplo, las comisiones de compra-venta que se originan cuando el gestor vende unos valores y compra otros. No es posible cuantificar el importe de éstas últimas porque la mayoría de los fondos no las proporcionan.

“A pesar de los nombres que tienen las comisiones, una parte importante de las mismas se destina a gastos de comercialización”, explican desde el sector financiero. Estas mismas fuentes coinciden con los autores del informe al mostrar su sorpresa sobre el hecho de que, en la mayoría de los casos, los comerciales tienen retribuciones superiores a los gestores.

Otro aspecto sobre el que llaman la atención desde el IESE es la gestión activa (operaciones en las que el gestor realiza compra y vende, cambiando por tanto la composición de la cartera).

“Con los datos que proporcionan la mayoría de los fondos españoles es imposible saber si la gestión activa ha generado valor para sus partícipes, aunque sí que ha generado valor para los departamentos de bolsa que realizaron las compras y ventas de acciones (cobraron comisiones que pagaron los partícipes)”, concluyen estos economistas.

La mayor parte de los fondos que han operado en estos años no han informado a sus clientes acerca de las compras y ventas han realizado, tampoco de la cuantía de las comisiones que pagaron por cada una de esas transacciones. “También sería interesante que los fondos proporcionaran el dato de la rentabilidad que habrían obtenido si no hubieran movido la cartera, así sabríamos exactamente qué valor aportó (o restó en muchos casos) la gestión activa en cada fondo.”, concluyen.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·