Sábado 21/10/2017. Actualizado 01:01h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Las bombillas de Miguel Sebastián se amontonan en Correos. Varias dependencias se encuentran colapsadas con las primeras cajas que envió Industria

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Prácticamente agotado el primer plazo de recogida de bombillas de bajo consumo, apenas se han llegado a repartir la cuarta parte de las cajas enviadas desde el Ministerio de Industria a las más de 2.200 oficinas de Correos.

“Se han dado casos de verdadero colapso” reconocen a El Confidencial Digital funcionarios de Correos. Estas mismas fuentes reconocen que las estimaciones de Industria de que cada día se reparten una media de 17 bombillas por día y oficina “pueden cumplirse o bien en ciudades grandes, o bien al principio de la campaña de reparto, pero desde luego no ahora”.

Efectivamente, son muchas las dependencias del servicio postal las que se han visto completamente bloqueadas por “montones de cajas de bombillas que ya no caben prácticamente en ningún lado”. En muchas ocasiones, se trata de las primeras remesas enviadas por el equipo de Sebastián, quien en los últimos días ha reconocido que de los 22 millones de bombillas que se esperaba distribuir hasta finales de este año, se han recogido algo menos de seis millones y medio.

Voces autorizadas de Correos apuntan que “ellos no llevan la cuenta” de lo que se reparte o se deja de repartir, mientras que en el Idae, organismo dependiente de Industria y encargado de gestionar la campaña de ‘las bombillas de Sebastián’ como la llaman muchos de los colaboradores del ministro, remiten directamente a Correos para cualquier información relacionada con el reparto.

Tal y como ha sabido ECD de boca de un notorio número de funcionarios, “se está haciendo mucho hincapié en la justificación de la distribución”. “Miran con lupa el número de recibos que se entregan y a muchos nos han llegado a pedir que traigamos los nuestros para dar salida a algunas de las partidas”, añaden estas mismas fuentes. El motivo: es la forma que tienen Correos e Idae de saber el ritmo de reparto y las necesidades de reposición. “Han dejado de mandar cajas nuevas, en un buen número de oficinas aún duran las primeras que nos llegaron desde el ministerio” destacan fuentes de Correos.

Se ha llegado a dar el caso anecdótico de empleados del servicio postal que han tenido que guardar en sus casas “algunas cajas durante algunos días, porque no cabían” en las dependencias oficiales. En un intento de equilibrar sus cuentas, Industria ha decidido ampliar el plazo de recogida del 31 de octubre al 31 de diciembre de este año “para ver si así los rezagados se animan”, apuntan fuentes ministeriales a este confidencial.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·