Jueves 19/10/2017. Actualizado 11:43h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Tres millones de empleados públicos afectados

Montoro se escuda en los sueldos de los parlamentarios para bloquear la subida a los funcionarios

El ministro no aumentará las retribuciones más de un 1%, argumentando que la Ley de Presupuestos dice que el incremento no puede superar al de diputados y senadores

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Gobierno ha trasladado a los funcionarios que los Presupuestos van a contemplar una subida del 1% de sus salarios para este 2017. Cristóbal Montoro explica que ese incremento es inamovible. De hecho, el ministro se guarda una baza para evitar verse forzado por la oposición a un alza mayor durante la tramitación parlamentaria.

Funcionarios, en sus puestos de trabajo. Funcionarios, en sus puestos de trabajo.

Hacienda ha pactado con los sindicatos la mayor oferta de empleo público de la historia: 250.000 interinos serán convertidos en fijos, tal y cómo se adelantó en ECD.

Pero admite que no ha logrado cerrar un acuerdo con las centrales sobre el incremento del sueldo a los funcionarios para este ejercicio. El Gobierno ha ofrecido un 1% y los empleados públicos lo han rechazado.

Critican que ese porcentaje es insuficiente porque incide en la pérdida de poder adquisitivo que llevan arrastrando desde 2010. Reclaman que se recupere, al menos, la estructura salarial previa a la bajada del 5% que aplicó el Gobierno de Zapatero hace siete años.

El incremento a los funcionarios es inamovible

Sin embargo, según ha podido saber El Confidencial Digital por fuentes próximas a Hacienda, Montoro tiene decidido que la subida de sueldo a los funcionarios va a ser inamovible durante la tramitación parlamentaria. No la va a aumentar más de ese 1%. Aunque sí prevé aplicarla con efectos retroactivos desde el 1 de enero de 2017.

¿Cuál es la baza que utilizará el ministro para no moverse de ahí? El Gobierno cuenta con que, según la Ley de Presupuestos, lo estipulado en materia de incrementos o congelaciones retributivas para los miembros del Congreso y el Senado se debe trasladar posteriormente al resto de la Administración del Estado.

Es decir, las congelaciones o incrementos retributivos para diputados y senadores marcan la senda. Pues bien. En ninguna de las dos Cámaras se va a superar el 1%. Esta es la baza que se guarda el ministro de Hacienda para evitar verse forzado por los partidos de la oposición a una subida mayor durante el debate de las cuentas en el Parlamento.

Congelación en el Congreso, subida en el Senado

Efectivamente, la Mesa del Congreso ha aprobado por unanimidad esta semana su Presupuesto para 2017. Asciende a 85.514.423 euros, una cifra muy similar a los 85.517.347 de 2016.

La institución diseña sus propias cuentas, aunque después éstas se recogen en el Proyecto de Ley de Presupuestos Generales que aprueba el Gobierno y que, en esta ocasión, prevé recibir el visto bueno del Consejo de Ministros este viernes.

Las retribuciones básicas de los diputados (la denominada asignación constitucional que equivale al ‘sueldo base’ de sus señorías) continúan congeladas en 2.813,87 euros al mes. Es la misma cantidad que perciben desde el año 2010.

Por contra, el Senado ha incluido una subida del 1% para los parlamentarios de la Cámara Alta. El presupuesto total llega a los 52,90 millones, un 0,72% más que en 2016.

Maniobras de los sindicatos con PSOE y Podemos

En Hacienda también han constatado que los sindicatos de funcionarios han intensificado la interlocución con altos cargos del PSOE en los últimos días.

En la negociación que debe llevar a cabo el Gobierno con las diferentes fuerzas parlamentarias para sacar adelante las cuentas, los funcionarios cuentan con que la gestora del PSOE pueda convertirse ahora en un aliado para forzar al ministro Montoro a un incremento salarial superior a ese 1% anunciado.

Por lo pronto, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, se ha reunido discretamente este jueves con miembros del Grupo Parlamentario de Podemos.

En el Gobierno han recibido información de que la “ronda de contactos” va a continuar en los próximos días con el resto de formaciones.

Dan por hecho que las maniobras de los sindicatos pretenden modificar al alza la subida planteada por Hacienda, a través de las enmiendas que presenten los partidos al proyecto de Presupuestos del Estado que llegará la semana que viene al Congreso. Pero Montoro se guarda un as en la manga para evitarlo.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·