Domingo 19/11/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Revolución en el Banco Santander. Emilio Botín ha puesto en marcha con Ana Patricia un proceso semejante al que, en el pasado, diseñó para él su padre, Botín-Sanz de Sautuola y López

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La noticia saltó ayer a mediodía. Ana Patricia Botín deja la presidencia de Banesto para ser nombrada consejera delegada del Banco Santander en el Reino Unido. Dos movimientos-sorpresa al mismo tiempo: la inesperada salida de Banesto y su incorporación a un alto cargo internacional del Santander. Un movimiento que hay que interpretar en clave sucesoria. Además de ser un ‘premio’ para Antonio Basagoiti.

Fuentes del sector bancario de alto nivel consultadas por El Confidencial Digital resaltan que Emilio Botín está siguiendo con su hija los pasos que su padre aplicó con él mismo con vistas a “dejarlo todo bien atado” antes de abandonar el timón del banco: fue colocando a su hijo en puestos estratégicos, para darle una formación integral y mejorar su currículum.

El actual presidente del Santander ingresó en el banco en 1958, desempeñó diversos cargos, cada vez más importantes, y en 1964 fue nombrado director general. Finalmente, en 1986 se convirtió en presidente, puesto en el que sucedía a su padre, que estuvo 36 años en el cargo, desde 1950 a 1986. Por cierto, que Emilio Botín cumplirá en 2011 los 25 años como presidente.

Según las citadas fuentes, con el movimiento de ayer Emilio Botín ha colocado a su hija en uno de los puestos de mayor proyección del grupo. Y el objetivo es dar a Ana Patricia la máxima notoriedad a nivel internacional, con la vista puesta en el futuro relevo.

La marcha de Ana Patricia Botín a Reino Unido se ha precipitado tras confirmarse que el consejero delegado allí, Antonio Horta-Osório, había fichado como nuevo consejero delegado de Lloyd's Banking Group, para suceder en el cargo a Eric Daniels a partir del próximo 1 de marzo de 2011.

El secreto mejor guardado

Las fuentes bancarias a las que ha tenido acceso El Confidencial Digital resumen así las claves de estos movimientos en la cúpula del Santander:

-- Las intenciones de Emilio Botín con esos cambios esconden un trasfondo de mucho calado: tienen que ver con su sucesión al frente de la entidad, uno de los secretos mejor guardados.

-- La operación diseñada por Botín pasa por colocar a su hija en un puesto de notoriedad a nivel internacional. Según las fuentes consultadas, esta maniobra significa un paso más en la carrera de Ana Patricia Botín para ocupar el cargo de máxima responsabilidad del banco cuando su padre lo deje.

-- El puesto de Ana Patricia Botín cumple con las expectativas de notoriedad que busca Emilio Botín. La división británica es para el Santander el segundo mercado, junto a Brasil. Con el cambio, su hija da un salto cualitativo en su escalada interna dentro de la entidad, ya que pasa a dirigir una de las unidades con más proyección del grupo.

-- La nueva responsabilidad contribuye a su formación integral, otra de las máximas que el presidente del Santander tiene en mente: colocar a su sucesor en cargos estratégicos que le permitan mejorar su currículum.

Premio a la lealtad de Basagoiti

-- El nombramiento de Antonio Basagoiti supone un reconocimiento a la lealtad que el veterano directivo ha tenido siempre hacia el presidente de la entidad, Emilio Botín.

-- Padre de Antonio Basagoiti Pastor, presidente del PP vasco, lleva dedicado casi cuatro décadas al servicio del banco. Su nuevo puesto significa, según las fuentes consultadas, un premio o reconocimiento del propio Botín a su labor.

-- Su larga trayectoria en la entidad se resume de la siguiente manera: en 1967, un año después de licenciarse en Derecho, se incorporó al departamento jurídico del Banco Hispano Americano. Después de un fugaz paso por el Banco Bilbao en 1974, volvió al Hispano como director general. Dentro de la entidad vivió las fusiones con el Banco Central, primero, y con el Santander, después. En el nuevo Santander Central Hispano, Basagoiti ha ocupado un puesto de consejero, gracias al cual entró también en el consejo de Unión Fenosa en representación de la entidad.

El movimiento anunciado ayer se une al que protagonizó hace unas semanas Bankinter, en el que la familia Botín ha cobrado más peso al otorgar a Alfonso Botín-Sanz de Sautuola y Naveda, hijo de Jaime Botín, facultades ejecutivas en las esferas de estrategia y riesgos dentro de la entidad, tras la marcha de Jaime Echegoyen como consejero delegado.

Ana Patricia Botín nació en Santander en 1960, es licenciada en Ciencias Económicas. Se incorporó a Banesto en 1989, y en 2002 fue nombrada presidenta. Antes, trabajó en JP Morgan durante 7 años (1981-1988). También es consejera no ejecutiva de Assicurazioni Generali y miembro del International Advisory Board de New York Stock Exchange y de Insead y Georgetown University.

Experiencia en banca minorista

Fuentes del Santander comentan que el nombramiento de Ana Patricia no es un movimiento extraño, sino que simplemente responde a la necesidad de cubrir el hueco dejado por Antonio Horta-Osório.

De Ana Patricia Botín destacan que es “una persona preparada y capacitada para liderar el banco en Reino Unido”. Entre otros motivos, por su conocimiento del sector financiero anglosajón, por su aprendizaje y trayectoria durante 7 años en JP Morgan, y por la experiencia en banca minorista que ha acumulado en Banesto estos últimos años, que podrá aplicar en la división británica del Santander, una de las unidades con mayor proyección del grupo.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·