Viernes 25/05/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Rodrigo Rato fulmina a José Luis Olivas. Ha decidido destituirle como vicepresidente de Bankia por el escándalo de Banco de Valencia

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Rodrigo Rato ha decidido ya la salida de José Luis Olivas como vicepresidente de Bankia. O, al menos, así se lo ha transmitido a la cúpula directiva de la entidad. La dimisión de Olivas como presidente de Banco de Valencia antes de que estallara el escándalo, sin su visto bueno, ha sido clave en su decisión.

Según ha podido saber El Confidencial Digital por fuentes financieras, el presidente de Bankia ya ha tomado la decisión de apartar de su cargo a José Luis Olivas. Así se lo ha comunicado tanto a directivos del banco como a personas ajenas a la entidad.

El detonante de esta decisión es el agujero que ha descubierto una auditoría ordinaria que el Banco de España está realizando en Banco de Valencia. Rato considera que debe haber responsables por la gestión realizada durante los últimos años en la entidad. Además, el presidente de Bankia no le perdona a Olivas su dimisión como presidente de la entidad valenciana, sin haberlo pactado previamente con él.

Según las fuentes consultadas, el equipo de Rodrigo Rato está aprovechando esta situación, forzando la dimisión de José Luis Olivas, para restar poder a Bancaja en la entidad cotizada, de cuya matriz, el Banco Financiero y de Ahorros (BFA), es propietaria del 37 % del capital.

Sin embargo, no se tratará de una salida precipitada, sino que, según fuentes cercanas a la operación, el actual vicepresidente de Bankia podrá tomarse su tiempo para abandonar su puesto.

El escándalo de Banco de Valencia

El hecho que ha acabado con la paciencia de Rato se produjo hace dos semanas cuando, de manera inesperada, Olivas abandonó su puesto como presidente de Banco de Valencia. Esta decisión ha supuesto un retraso en la presentación de los resultados del tercer trimestre de la entidad, lo que ha provocado más incertidumbre sobre las cuentas del banco.

José Luis Olivas renunció al cargo por “razones de posible concurrencia de un conflicto estructural de competencias” al ser también vicepresidente de Bankia. Su dimisión dejó descolocados tanto a Rodrigo Rato, su presidente, como al Banco de España.

Otra de las claves de la salida de Olivas se explica también en los resultados que está aflorando la auditoria del Banco de España a la entidad valenciana, con un agujero de casi 800 millones de euros.

Las necesidades de capital de Banco de Valencia superan los 1.000 millones, por lo que se verá obligada a acometer una ampliación de capital para sanear las cuentas y cumplir con los nuevos requisitos de capital principal que exige el Gobierno.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

DENUNCIAS DE LOS LECTORES

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··