Domingo 19/11/2017. Actualizado 11:46h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Mensajes en la web de esos despachos: “¿Quieres ocultar tus activos?”

Estos son los bufetes panameños que los españoles eligen para esconder sus sociedades

Mossack Fonseca no es el principal. Los más utilizados son BFC Lawyers y Sanctis, donde tenían sus empresas offshore los dirigentes de Ciudadanos que han dimitido

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los ‘papeles de Panamá’ no han descubierto a todas las personalidades españolas con sociedades offshore. Es más. Sus nombres van a ver la luz por el momento. El motivo es que la mayoría han recurrido a despachos de abogados con bases de datos más protegidas que la del ‘hackeado’ bufete Mossack Fonseca. Es lo que hicieron, por ejemplo, los dos dirigentes de Ciudadanos que han tenido que dimitir.

Sede de Mossack Fonseca en Panamá. Sede de Mossack Fonseca en Panamá.

Hace una semana, José Luis Juste, diputado de C’s en las Cortes de Aragón, abandonó el cargo tras revelarse que ocupa el cargo de director de una compañía de su hermano ubicada en Panamá.

Federico Pérez Oteiza, coordinador del partido en La Rioja, lo había hecho el día anterior, después de conocerse que poseía empresas radicadas en aquel país. La inscripción se realizó, además, cuando el país centroamericano todavía era considerado un paraíso fiscal. Los dos defienden la legalidad de sus negocios.

Mossack Fonseca no es el bufete de referencia

La investigación del Consorcio Internacional de Periodistas, publicada en España por El Confidencial y La Sexta, ha puesto en circulación más de 11,5 millones de documentos internos de uno de los despachos de abogados panameños especializados en el registro mundial de sociedades opacas. Y en los datos han aparecido muchos españoles conocidos.

Sin embargo, la mayoría de los españoles con sociedades ocultas en aquel país no han venido recurriendo a los servicios de Mossack Fonseca.

Así lo confirman a El Confidencial Digital varios importantes despachos fiscales de Madrid, donde señalan los nombres de BFC Lawyers y Bufete de Sanctis como los referentes en Panamá para su utilización por las grandes fortunas españolas. Otro de los que se cita, aunque con menor relevancia, es Assets Trust&Corporate Services.

De hecho, el bufete que realiza las operaciones del coordinador de Ciudadanos en La Rioja es el despacho de abogados BFC Lawyers que, en su página de presentación se define como “prestadora de servicios para empresas offshore”. Mientras, el Bufete de Sanctis ofrece en su web “soluciones en Panamá para ocultar tus activos”.

Sociedades anónimas... como sociedades opacas

Según ha comprobado ECD, una de las ofertas que presenta BFC Lawyers para grandes patrimonios son las sociedades anónimas, utilizadas en Panamá como sociedades opacas.

Por su versatilidad y flexibilidad, constituyen un instrumento de administración y protección de fortunas efectivo y seguro. Es capaz de satisfacer las diversas necesidades de los clientes, particularmente gracias al sistema de servicios bancarios y comerciales del país.

Brinda también la posibilidad de incorporar sociedades en otros países con leyes que conceden importantes ventajas fiscales a la hora de invertir, como Islas Vírgenes Británicas, Bahamas, Belice y Luxemburgo.

La firma también ofrece abrir cuentas offsore en entidades bancarias de reconocido prestigio. Permite el desarrollo de los servicios corporativos internacionales, convirtiendo a Panamá en uno de los mayores proveedores de servicios offshore a nivel mundial.

Clandestinidad con fundaciones de interés privado

Pero, si el instrumento elegido no es una sociedad anónima, sino una fundación de interés privado, la clandestinidad resulta aún más factible.

El propósito oficial de este tipo de instrumentos, ofrecido también por ambos bufetes, es “preservar, invertir, administrar o disponer de su capital e ingresos o ganancias de sus inversiones y distribuir a sus beneficiarios como se determine de tiempo en tiempo”.

Las fundaciones de interés privado están exentas de impuestos si los bienes no están originados en Panamá. Por si fuera poco, es suficiente con que conste en el registro el agente panameño, a diferencia de las sociedades anónimas en las que, como en el caso de Pilar de Borbón o en las de José Manuel Soria, hay que inscribir a los administradores.

Se les transmite la necesidad de proteger la riqueza

Los despachos fiscales consultados por ECD explican que esos dos bufetes panameños más utilizados por los españoles trasladan a los grandes patrimonios la necesidad de que los propietarios de fortunas mantengan su privacidad en secreto para evitar posibles secuestros o extorsiones.

Por este motivo, les “recomiendan” ocultar su riqueza. El paso siguiente es mostrarles la facilidad que existe en estos casos a la hora de evitar impuestos y de eludir pagos cruzados.

No obstante, tienen especial cuidado con clientes que proceden de países en los que la corrupción es una realidad muy extendida. Por eso, antes de aceptar a un nuevo cliente elaboran un estudio que acredite la procedencia limpia del dinero.

Traslado masivo de cuentas a EEUU tras el escándalo

Tal cómo se contó en ECD hace unas semanas, el escándalo de los “papeles de Panamá” está provocando un traslado masivo de cuentas bancarias de españoles desde el país centroamericano a Estados Unidos.

Y están recibiendo órdenes de que los cambien también desde otros territorios más “estables”, como Suiza y Luxemburgo.

En este proceso, los asesores financieros han descubierto una inmensa oportunidad de negocio, porque han dado con diversas fórmulas que, rozando la legalidad vigente, permiten acercar las grandes fortunas a bancos norteamericanos y mantenerlas en el anonimato.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·