Viernes 24/11/2017. Actualizado 11:50h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Efectos colaterales del escándalo de los motores trucados

La inversión de Volkswagen en España depende ahora de 400 millones que debe poner el Gobierno

La multinacional alemana cuenta con una ayuda pública a la innovación para confirmar su apuesta por las plantas de Martorell y Navarra para la fabricación de nuevos modelos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

No serán ayudas directas del Gobierno, como sí ha ocurrido en otras ocasiones, sino unas líneas de crédito con intereses subvencionados. Esa es, al menos, la fórmula que Industria tiene encima de la mesa para que Wolkswagen confirme definitivamente, tras la revisión de todos sus proyectos por el escándalo de las emisiones, la prometida inversión en España.

Concesionario Volkswagen Concesionario Volkswagen

El propio ministro Soria reveló el pasado viernes, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, que tanto las comunidades autónomas en las que se ubican las plantas a las que van destinadas las inversiones, Navarra y Cataluña, como el propio Gobierno central, pondrán en marcha, también en este caso, los planes de ayuda a la innovación previstos.

Están condicionados a la inversión y la adjudicación de nuevos productos a las fábricas. El titular de Industria no concretó la cuantía de las ayudas que se concederán a Volkswagen, aunque desde el Ejecutivo sí se adelanta que serán menores que lo que ha cobrado el grupo por el plan PIVE. 

No serán ayudas directas a la marca

Según ha sabido El Confidencial Digital, a través de varias fuentes del sector, el Gobierno prevé que la ayuda total que se destine al grupo alemán se aproxime al 10% de la cifra planificada (4.200 millones), lo que se traducirá en un desembolso de alrededor de 400 millones de euros.

No obstante, no se tratará de subvenciones directas. Industria planteará a la multinacional una financiación a un tipo de interés en condiciones ventajosas, es decir, por debajo de los precios de mercado.

El desembolso “irá en función de cómo se desarrollen los proyectos en Martorell y Landaben” y deberá respetar las restricciones de la Comisión Europea a las ayudas públicas que reducen la competencia en los mercados. 

Estas líneas de crédito blando, recalcan altos cargos del Gobierno, no suponen una novedad. Se plantean para todos los grupos automovilísticos a la hora de tomar una decisión de ubicar en una factoría o en otra el lanzamiento de uno o varios modelos.

Volkswagen ya logró ayudas públicas del Gobierno central y de la Generalitat de Cataluña para mantener en la planta de SEAT en Martorell una anterior inversión prevista de 1.254 millones de euros (208.648 millones de pesetas) hasta el 2006. 

Las subvenciones superaron entonces el 10% de la cifra total de inversión, alrededor de 125 millones de euros (20.798 millones de pesetas).

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·