Lunes 16/07/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Huesos fuertes con la manzana, rica en boro

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Un mineral poco conocido, pero un gran aliado para el sistema óseo y nervioso. El boro favorece la absorción del calcio, magnesio y fósforo. También equilibra los niveles hormonales, pues promueve el buen funcionamiento de los estrógenos y testosterona, entre otros beneficios para la salud.



Huesos fuertes con la manzana, rica en boro Huesos fuertes con la manzana, rica en boro

En su campaña de difusión de la alimentación saludable, VI.P aporta información sobre este mineral, que estudios médicos citan como muy recomendable cuando la llegada de la menopausia afecta al sistema hormonal y puede derivar en pérdida de densidad ósea.

La manzana es rica en boro, fácil de tomar y su contenido en este mineral no se ve afectado si se come en crudo, al horno o en otro tipo de preparaciones culinarias. VI.P- Manzanas Val Venosta propone una 'Quiche de manzana con queso' que aporta calcio y boro para reforzar los huesos

La manzana es fuente de salud, como dice la sabiduría popular, pero también como demuestran multitud de estudios científicos y médicos. Uno de sus componentes menos populares es el boro, un mineral poco conocido, pero con excelentes propiedades para el organismo.

Tras participar y dirigir numerosos estudios, el investigador FH Nielsen, del  Departamento de Estado de Agricultura del gobierno de los Estados Unidos, afirma en su libro Update on human health effects of boron (2014, Journal of Trace Elements  in Medice and Biology) que el boro "afecta beneficiosamente el crecimiento óseo y la función del sistema nervioso central, alivia los síntomas artríticos, facilita la acción hormonal y se asocia con un riesgo reducido para algunos tipos de cáncer".

La Asociación de Productores Hortofrutícolas de Val Venosta (VI.P) recuerda que el boro está presente en frutas como la manzana, las fresas o las ciruelas, entre otras. También en verduras como la lechuga, la col, el apio o la remolacha. Y en frutos secos como las pasas, almendras o nueces, por ejemplo. Otros alimentos con aportes significativos son la soja o la miel.  

Esta sustancia llega al organismo, principalmente, en la forma de ácido bórico. Un mineral que solo se puede encontrar de manera natural en las plantas y cuya dosis varía según el método de cultivo que haya tenido el alimento. Sus propiedades beneficiosas son muy variadas. El boro produce las enzimas digestivas necesarias para asimilar el calcio, el  magnesio y fósforoademás de estimular la producción y aprovechamiento de la vitamina D, de ahí su papel protector del sistema óseopor lo que está especialmente indicado en la prevención y tratamiento de dolencias como la artrosis o la osteoporosis.

En cuanto a su papel hormonal, el boro promueve la segregación de estrógenos, relacionados con los síntomas menstruales, con la fertilidad de la mujer y con la densidad ósea. Una hormona cuya producción se ve muy afectada en la menopausia, por lo que mantener unos buenos niveles de ingesta de boro puede ser importante en esta fase del ciclo vital femenino. Además, los alimentos con un buen aporte de boro estimulan la producción de testosterona, por lo que es muy recomendado por los fisioterapeutas para aumentar la masa muscular y favorecer su recuperación tras un esfuerzo físico.

El boro también está relacionado con el funcionamiento cerebral, que se ralentiza e incluso pueden presentarse problemas de aprendizaje o escaso desarrollo cognitivo cuando hay una carencia de este mineral.  Por último, este mineral contribuye a la protección de las membranas celulares y estimula el sistema inmunológico. Todo ello hace que el investigador Nielsen afirme que en el libro anteriormente citado que es "una recomendación dietética razonable para mejorar la salud y bienestar aumentar la ingesta de boro mediante una dieta rica y variada".

En este sentido, VI.P recuerda que, a la hora de mantener el esqueleto fuerte, es importante revisar nuestra despensa para que no falten los alimentos que cuyo aporte nutricional intervenga en la secreción y absorción de sustancias capaces de mejorar la densidad de los huesos, como son el calcio, la vitamina D, el boro o los estrógenos. Y lo mejor es combinarlos en  recetas sencillas, fáciles de preparar, que puedan integrarse en nuestros hábitos alimenticios. Un ejemplo sería la 'Mini quiche de Manzana Val Venosta con queso' ), que lo mismo puede tomarse como tentempié que como entrante en las comidas o cenas. También el "Timbal de Berenjena, Manzanas Val Venosta y Queso" (VER RECETAS Y FOTOGRAFÍAS ADJUNTAS). Son platos cuyos ingredientes contribuyen a la salud general y, en especial, del sistema óseo, que en determinadas etapas de la vida, como la fase crecimiento, la menopausia en la madurez o cuando avanza el envejecimiento, puede verse afectado. Gestos y alimentos sencillos que, si pasan a formar parte de nuestras costumbres y dieta diaria, pueden contribuir a mejorar la calidad de vida.


También te puede interesar...

Tendencias

Mudanza y trasteros, una solución a tu espacio Leer

Jurídico

El PSOE solivianta a los abogados con la reforma de las costas judiciales Leer

Estilos

Un secuestro de Zapatillas, un asalto a la Capital y ¿una televisiva aparición? Leer

Negocio

Conoce la importancia de los cuadrantes de trabajo para las empresas Leer

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··