Jueves 14/12/2017. Actualizado 16:37h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Medios

Jaume Roures y Mediapro ganan a Prisa la ‘guerra del fútbol’: Industria abre un resquicio a la TDT de pago que hará rentable GOL TV y sentencia de muerte a Digital Plus

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Ya lo decían los empresarios que invirtieron cantidades millonarias en laSexta hace dos años: hay que endeudarse hasta la camisa si es preciso porque la TDT de pago hará todo rentable. Dicho y hecho. Dos años después, el Gobierno Zapatero ha aprobado este miércoles esta modalidad, inédita en España.

El plan fue descrito por extenso en estas páginas en noviembre de 2007: véalo aquí. El objetivo era ir quemando etapas paulatinamente dirigidas a dominar los derechos televisivos de los principales deportes de masas de nuestro país: fútbol, baloncesto, Fórmula 1… Lo que haría todo rentable es el cobro por contenidos a través de la Televisión Digital Terrestre.

Y los pasos se han dado. Jaume Roures tiró de talonario, adquirió los derechos y acaba de crear GOL TV, un canal específico para el fútbol que emite los partidos de la Liga española y de los principales campeonatos del mundo. El problema era que faltaba la última pieza que permitiera dar con un sistema de distribución barato y universal para poder rentabilizar esa inversión. Aquí está la solución.

Mediapro ha explicado en público que la intención de esta plataforma es cobrar en el futuro 1 euro por cada partido de fútbol. Sin embargo, los accionistas que han apoyado a Roures en esta operación han manejado siempre otras cifras. Según publicó El Confidencial Digital, se van a pedir entre 4 y 6 euros por el principal partido de la jornada del Campeonato Nacional de Liga. Y una cantidad similar por el mejor partido de baloncesto o por la retransmisión del Gran Premio de Fórmula 1 de un fin de semana. Y así sucesivamente.

Es una cantidad asequible, que no requiere además ningún aparato decodificador especial como la televisión de pago. Por lo que todo hace pensar que se podrá multiplicar ese pequeño canon por los muchos millones de televidentes que siguen habitualmente estos deportes. Las cantidades a ingresar explican –ahora sí- la inversión realizada por Jaume Roures y Tatxo Benet en este tiempo, calificada de “disparatada” en más de una ocasión por el sector.

Prisa y Telecinco, los grandes perdedores

La nota que acaba de hacer pública el Ministerio de Industria supone un duro golpe para las dos compañías que más se han opuesto a ella: el Grupo Prisa y Telecinco.

El grupo que dirige Ignacio Polanco pierde la denominada ‘guerra del fútbol’ pues deja casi sin sentido su inversión en Digital Plus y el pago por visión, en plena crisis financiera de la compañía. La venta de esta plataforma, que hubiera podido aliviar la deuda de 5.000 millones de euros, ha quedada definitivamente herida de muerte.

La pregunta que ahora late en el sector es cómo reaccionará Prisa a esta dura afrenta, otra más, por parte del Gobierno Zapatero. De hecho, no es casual que el departamento de Miguel Sebastián haya utilizado el último día hábil antes de las tradicionales vacaciones de Semana Santa, para hacer pública esta decisión.

Otro actor que sale muy perjudicado de esta medida es Telecinco pues se trata probablemente de la cadena nacional que menos inversión ha realizado hasta ahora en los contenidos TDT. De hecho, Paolo Vasile llevaba meses insistiendo en que si el Gobierno quería dar luz verde a la TDT de pago debía acompañar esa decisión de una moratoria que pospusiera entre tres y cinco años su aplicación, en modo tal que se permitiera competir a todos los operadores en igualdad de condiciones. No será así.

Un último apunte. Según ha especificado Industria, la autorización del Ejecutivo para otorgar estas concesiones requerirá un informe previo preceptivo del Consejo de Estado y su posterior aprobación por el Consejo de Ministros. Sin embargo, las presiones de Prisa, obligaron este miércoles al ejecutivo a emitir a última hora una nota aclaratoria en la que matiza de nuevo la comunicación anterior: Ese texto dice:

"Este Ministerio quiere precisar que este anuncio no implica que el Gobierno haya autorizado la concesión de la TDT de pago, ya que la puesta en marcha de ésta y sus condiciones, requieren asimismo, y en todo caso, de un acuerdo del Consejo de Ministros".

Los analistas del sector consideran que se trata de un último arreón de la compañía propietaria de El País, la SER y Cuatro por evitar el descosido o ganar tiempo para cerrar la venta de Digital Plus

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··