Miércoles 13/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

Basagoiti no se libra de las medidas de seguridad a pesar de irse a vivir a México

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Antonio Basagoiti inicia en las próximas semanas una vida completamente diferente a la que ha llevado estos últimos años. El ex presidente del PP vasco y su familia ultiman los preparativos para abandonar Bilbao y marchar a vivir a México DF.

Sin embargo, un cambio domicilio tan notable no modificará demasiado una de las exigencias más fuertes que ha tenido que afrontar Basagoiti desde que decidió dedicarse a la política: la seguridad. A pesar de cambiar de país y de continente, el nuevo directivo del Santander y los suyos deberán continuar pendientes de la seguridad.

Según le cuentan a El Chivato, Basagoiti ha decidido alojarse en un piso en una de las zonas más seguras del DF. Le ofrecieron la posibilidad de alquilar una vivienda unifamiliar, pero lo desechó por motivos de seguridad: residirá en un bloque de viviendas que se caracteriza precisamente por su extrema seguridad.

La familia Basagoiti ha contado a personas de su entorno que en México el peligro no es el terrorismo, sino los secuestros. Los altos directivos de empresas y sus familias son, además, uno de los blancos principales de las mafias que operan en territorio mexicano.

Esa nueva vida le obligará también a restringir sus paseos en moto. Gran aficionado a las dos ruedas, en México DF no podrá circular con libertad.

El ex presidente del PP vasco ya ha encontrado un colegio en el que estudiarán sus dos hijas mayores. Las clases comienzan a mediados de agosto. La pequeña, en cambio, todavía no tiene un centro al que acudir.

Todos estos detalles fueron desvelados por Antonio Basagoiti en una comida que celebró en Bilbao hace dos fines de semana para despedirse de los que han sido sus compañeros de partido en los últimos años. Llegó a comentar que no quería saber nada de política y pidió a los suyos disculpas por los errores que había podido cometer.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··