Jueves 24/05/2018. Actualizado 14:54h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

El dinero iraní que financió a VOX

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Santiago Abascal y José Antonio Ortega Lara, en un acto de Vox. Santiago Abascal y José Antonio Ortega Lara, en un acto de Vox.

Mucho se ha hablado, desde finales del año pasado, sobre la supuesta financiación de Podemos a través del régimen de Irán. Según las informaciones publicadas, desde 2012 Pablo Iglesias cobraba 3.000 euros semanales por el programa, Fort Apache, que se emitía en la televisión HispanTV, de titularidad iraní.

Según le cuentan a El Chivato personas vinculadas a VOX, pertenecientes al actual equipo directivo, y también antiguos aspirantes a estar en la ejecutiva que preside Santiago Abascal, el partido, en sus orígenes, recibió dinero de procedencia iraní: “Hay apellidos musulmanes en nuestras listas de contabilidad”, afirman.

Estas personas aseguran que fue Alejo Vidal-Quadras el que trajo ese tipo de financiación, gracias al apoyo que, durante su etapa como eurodiputado, dio a los iraníes en el exilio y al llamado Consejo Nacional de Resistencia de Irán.

Esta organización, vinculada con los muyahidines, fue considerada grupo terrorista por Estados Unidos y la UE, pero logró salir de la lista negra de Washington y Bruselas gracias, entre otras cosas, a la campaña institucional realizada por importantes eurodiputados, entre ellos el propio Alejo Vidal-Quadras.

El ex presidente de VOX reconoce a El Chivato que, efectivamente, cuenta con el “cariño y el reconocimiento” de muchos iraníes que tuvieron que huir del país: “Como muchos otros compañeros del Parlamento Europeo, pertenecí a una plataforma llamada Amigos del Irán Libre, lo que me hizo ser conocido entre esos compatriotas en el exilio”.

También confirma Vidal-Quadras que VOX recibió aportaciones procedentes de iraníes, aunque matiza: “Todas ellas llegaron de forma individual y no a través de ninguna asociación. Nos llegaba de iraníes residentes en Canadá, Estados Unidos y Europa”.

Sobre las cantidades aportadas por estas personas, antiguos miembros del partido revelan que “no eran demasiado cuantiosas. Es verdad que había cirujanos o abogados que metieron dinero, pero también había, por ejemplo, el dueño de un taller canadiense que solo pudo aportar 100 euros”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

DENUNCIAS DE LOS LECTORES

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··