Domingo 27/05/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

Los entresijos de la extraña campaña de Mario Conde en Galicia, boicots incluidos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Mario Conde no consiguió un buen resultado en su primera aventura electoral: sólo 16.000 votos en Galicia, que le dejaron sin representación en el Parlamento. En su entorno se argumentan las dificultades que tuvo que afrontar el ex banquero, incluyendo el boicot a su campaña.

En ese entorno próximo se habla de “esfuerzo titánico”, al aludir al trabajo desarrollado por Mario Conde. Algunos medios aludieron a un ‘equipo de asesores’ a su servicio, pero en realidad el equipo estaba integrado por el propio ex banquero y su segundo, que salieron de Madrid el 6 de octubre, cuando se constituyó el partido, porque sólo tenían catorce días para solicitar el voto. Llevaron su coche y hasta su propia cámara de fotos.

Con esos medios recorrieron más de 10.000 kilómetros, con jornadas que comenzaban a las seis y media de la mañana y concluían a las dos de la madrugada.

El Chivato escucha, de miembros de Sociedad Civil y Democracia, que el partido sufrió un auténtico ‘apagón informativo’: nadie hablaba de ellos. “En los tres programas a los que fuimos, tuvimos que pagar”.

Afirman también que en los actos electorales siempre encontraban personas “estratégicamente colocadas”, que abucheaban a Mario Conde en cuanto aparecía. La sede del partido amaneció un día con pintadas que les acusaban de “fachas”. Y hasta intentaron desactivar la furgoneta del partido pinchando las ruedas.

Le cuentan también a El Chivato que no todo fueron sinsabores, y que no dejaron de sentir “el apoyo de la calle”. Con ocasión de un mitin en La Coruña, a la puerta se habían concentrado trabajadores de Navantia en una protesta. Cuando la furgoneta de SCD pasó por delante, rompieron en aplausos mientras coreaban: “¡Mario, Mario!”. El conductor decidió pasar dos veces por el mismo lugar y la ovación se repitió.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

DENUNCIAS DE LOS LECTORES

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·