Lunes 28/05/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

De quiénes eran los dos megayates de lujo que lograron colapsar el puerto de Vilanova i la Geltrú

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La imagen es típica quizás de Puerto Banús (Málaga), Puerto Portals (Mallorca), Saint Tropez (Francia) o Mónaco, pero no es tan habitual en Vilanova i la Geltrú.

En esta localidad, ver atracar grandes yates no es tan común según comentan las gentes del lugar. De ahí que los habitantes y turistas que paseaban hace unos días por la esta localidad barcelonesa se llevaran una sorpresa mayúscula al contemplar en el puerto a dos de los superyates más grandes y lujosos del mundo.

“¿De quién es ese barco?”; “A ver si vemos al dueño”; “¡Tiene hasta helipuerto!”. Los comentarios se sucedían entre los curiosos que se acercaban a conocer de cerca estas dos embarcaciones que se encuentran entre las más fastuosas del mundo.

No era simple curiosidad. La llegada de estos yates fue noticia porque el modesto puerto de Vilanova quedó colapsado por estas dos naves. De hecho, fue preciso liberar algunos amarres que tradicionalmente atracan en el puerto para hacerles sitio.

Pues bien. Le cuentan a El Chivato que los yates que tanto llamaron la atención en Vilanova son el ‘Palladium’ y el ‘Ilona IV’. Son propiedad, respectivamente, del magnate ruso Mikhail Prokhorov, considerado el hombre más rico de su país (propietario del equipo de la NBA de los New Jersey Nets y patrocinador del CSKA de Moscú) y de Frank Lowy, una de las personas más acaudaladas de Australia.

El ‘Palladium’ ya ha estado en otros puertos españoles, como Valencia o Ibiza. Tiene una tripulación de más de 25 personas. Dispone de seis suites para invitados, una suite royal para el dueño y un camarote adicional para la niñera.

Vea a continuación una fotografía del ‘Palladium’:

Por su parte, el ‘Illona IV’ tiene 242 pies de eslora. Fabricado en Holanda, dispone de gimnasio, sala de masajes, cine para 14 espectadores. También tiene en la parte posterior un helipuerto que permite descender al helicóptero hasta una cubierta cerrada.

Este es el ‘Illona IV’ por dentro y por fuera:

Uno de los momentos más espectaculares de la estancia de ambas ‘mansiones flotantes’ en Vilanova fue cuando el ‘Palladium’ abrió su portón trasero con parsimonia y de sus ‘tripas’ emergió un espectacular Porsche Cayenne con matricula rusa.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··