Opinión

Por la boca…Observadores y presuntos en Venezuela

Zapatero y Maduro en Caracas el pasado 7 de Febrero de 2020
photo_camera Zapatero y Maduro en Caracas el pasado 7 de Febrero de 2020

Si algún desinformado, bienpensante o simplemente bobo, albergaba alguna duda sobre la situación política que se vive en Venezuela, el simple hecho de que la limpieza democrática de las elecciones sea supervisada por sujetos tan presuntos (Neurona y Morodo mediante) como Zapatero y Monedero, es más que suficiente para disipar esas dudas.

Venezuela le queda muy lejos a la Europa de Bruselas porque si no, es poco menos que insólito que se envíe una caterva de observadores que incluso amenazan con evacuar un …informe, mientras Zapatero y Monedero campan a sus anchas por Caracas, y muy singularmente por los aledaños de Maduro, y “observan” urnas, se supone que prisiones, domicilios y sedes de disidentes y el recuento de papeletas, no solamente en la capital, sino en todo el territorio venezolano.

 Si algún desinformado, bienpensante o simplemente bobo, albergaba alguna duda sobre la situación política que se vive en Venezuela, el simple hecho de que la limpieza democrática de las elecciones sea observada por sujetos tan presuntos (Neurona y Morodo mediante) como Zapatero y Monedero, es más que suficiente para disipar esas dudas.

Dos observadores de probada neutralidad, prontos a denunciar cualquier desmán antidemocrático en los comicios venezolanos y cuya sola presencia aleja cualquier duda de fraude y disipa toda sospecha de mangancia electoral.

Por eso parece una redundancia el envío de observadores europeos. Monedero y Zapatero se bastan y se sobran para certificar la victoria limpia y sin mácula del régimen chavista y por eso sus declaraciones son transparentes al pedir para la situación venezolana un trato exquisito por parte de la comunidad internacional, una ayuda sin reticencias y un reconocimiento absoluto a la trayectoria de Maduro en la defensa de las verdaderas libertades de los venezolanos.

Los exiliados privados del voto, los huidos, los desterrados, los encarcelados, los amenazados y los que temen por sus vidas, no serán observados, no se sabe si por incómodos para los observadores, por presuntos o simplemente porque no existen en tan amplio espectro democrático.

La garantía de que tanto Zapatero como Monedero han observado bien, es todo un aval, y la seguridad de que (Morodo y Neurona mediante) denunciarían cualquier irregularidad, pude tranquilizar a Europa que no necesitará el informe de la comisión enviada a Caracas.

La carcajada: Dice Colau a Díaz: “Nunca quisiste ser presidenta ni líder mundial, pero te ha tocado. España te necesita”.

Si algún desinformado, bienpensante o simplemente bobo, albergaba alguna duda sobre la situación política que se vive en Venezuela, el simple hecho de que la limpieza democrática de las elecciones sea supervisada por sujetos tan presuntos (Neurona y Morodo mediante) como Zapatero y Monedero, es más que suficiente para disipar esas dudas.

Venezuela le queda muy lejos a la Europa de Bruselas porque si no, es poco menos que insólito que se envíe una caterva de observadores que incluso amenazan con evacuar un …informe, mientras Zapatero y Monedero campan a sus anchas por Caracas, y muy singularmente por los aledaños de Maduro, y “observan” urnas, se supone que prisiones, domicilios y sedes de disidentes y el recuento de papeletas, no solamente en la capital, sino en todo el territorio venezolano.

 

 Si algún desinformado, bienpensante o simplemente bobo, albergaba alguna duda sobre la situación política que se vive en Venezuela, el simple hecho de que la limpieza democrática de las elecciones sea observada por sujetos tan presuntos (Neurona y Morodo mediante) como Zapatero y Monedero, es más que suficiente para disipar esas dudas.

Dos observadores de probada neutralidad, prontos a denunciar cualquier desmán antidemocrático en los comicios venezolanos y cuya sola presencia aleja cualquier duda de fraude y disipa toda sospecha de mangancia electoral.

Por eso parece una redundancia el envío de observadores europeos. Monedero y Zapatero se bastan y se sobran para certificar la victoria limpia y sin mácula del régimen chavista y por eso sus declaraciones son transparentes al pedir para la situación venezolana un trato exquisito por parte de la comunidad internacional, una ayuda sin reticencias y un reconocimiento absoluto a la trayectoria de Maduro en la defensa de las verdaderas libertades de los venezolanos.

Los exiliados privados del voto, los huidos, los desterrados, los encarcelados, los amenazados y los que temen por sus vidas, no serán observados, no se sabe si por incómodos para los observadores, por presuntos o simplemente porque no existen en tan amplio espectro democrático.

La garantía de que tanto Zapatero como Monedero han observado bien, es todo un aval, y la seguridad de que (Morodo y Neurona mediante) denunciarían cualquier irregularidad, pude tranquilizar a Europa que no necesitará el informe de la comisión enviada a Caracas.

La carcajada: Dice Colau a Díaz: “Nunca quisiste ser presidenta ni líder mundial, pero te ha tocado. España te necesita”.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?