Domingo 17/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

No dejarse atraer por la idolatría del dinero y el egoísmo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Papa, Benedicto XVI, ha pedido a los jóvenes que no se dejen atraer por la "idolatría del dinero, de los bienes materiales, de la carrera y del éxito", que no cedan "a la lógica del interés egoísta" y que se pongan al servicio del bien común y de la verdad

Y es que la juventud es tiempo de esperanza, porque mira hacia el futuro con diferentes expectativas, decía el mismo quien advierte a los jóvenes que la política, la ciencia, la técnica, la economía o cualquier otro recurso material "por sí solos no son suficientes para ofrecer la gran esperanza a la que todos aspiramos".

El Papa afirma que esa esperanza "sólo puede ser Dios" y, sin duda, una de las consecuencias principales del olvido de Dios es la desorientación que caracteriza nuestras sociedades, que se manifiesta en la soledad y la violencia, en la insatisfacción y en la pérdida de confianza, llegando incluso a la desesperación.

La crisis de esperanza afecta más fácilmente a las nuevas generaciones que, en contextos socio-culturales faltos de certezas, de valores y puntos de referencia sólidos, tienen que afrontar dificultades que parecen superiores a sus fuerzas.

En el mismo contexto, Benedicto XVI explica que pensaba en tantos jóvenes "heridos por la vida y condicionados por una inmadurez personal que es frecuentemente consecuencia de un vacío familiar, de opciones educativas permisivas y libertarias, y de experiencias negativas y traumáticas".

Desgraciadamente, cada día se están dando más estos fenómenos entres nuestra juventud. La manifestación del pasado 17 de Octubre en Madrid, en la que había abundantes jóvenes, me ha llevado a pensar que no estamos tan mal como parece y que nuestra sociedad tiene remedio. Lástima que el Gobierno se haya empecinado en una ley sectaria y contra natura.

 

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·