Sábado 16/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

29 S, la huelga de la vergüenza

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Dicen los líderes sindicales que la huelga ha sido un éxito rotundo, y estoy de acuerdo, rotundamente, sólo faltaba.

Han pactado con el “patrón” todo, los servicios mínimos, los máximos, donde tendremos más piquetes de liberados para impedir a más trabajadores que hagan su trabajo y estos eviten que les descuenten más dinero con que comprar el pan de sus hijos.

Han pactado que sobre todo dependiendo del color del gobernante local la incidencia sería mayor o menor, ya que de tiempo acá, le vienen echando la culpa de todo cuanto acontece al partido contrario al de su patrón y pagador,, así le han echado la culpa de todos los males, como si se tratara del eje del mal a Rajoy, al PP,, a Aznar, Franco, Fernando VII, Alfonso XIII, Isabel II, Isabel I e incluso al mismísimo don Pelayo, por utilizar la violencia con la gente tan maja que vino en su época a pasar una temporada, y tanto les gustó esto que se quedaron unos 700 años.

La realidad es que la incidencia de esta pantomima de huelga se ha sustanciado con muy poco seguimiento, pudiera decirse que del orden del 8 ó 10 % como vaticinaba hace unos días, algo más quizás en capitales grandes, pero ello no por la huelga en sí, sino que la gente pensando que esto sería la madre de todas las huelgas no se ha molestado mucho en salir a la calle a realizar sus quehaceres pensando que todo estaría cerrado o que habría “problemas”. Y sobre todo donde ha tenido una incidencia mínima ha sido en Función Pública, tendrá que ver que de todo lo traído.

Los sindicatos llevan tres años suspendiendo curso, repitiendo curso, cual malos estudiantes y sin hacer los deberes, llevan mucho más tiempo engañando al trabajador diciendo que defienden sus intereses, que por mucho que sea el mandato Constitucional, da risa, o pena, según se mire esa defensa, también dije no hace mucho, que tienen la boca tapada para hablar, la tienen llena de billetes.

Hagamos un simple ejercicio, el viernes por la tarde, veamos, lo que se ha cocido en el Consejo de Ministros, posiblemente otra subvención millonaria para sindicatos, claro, que puede que lo hagan otro día.

De momento se cuenta en los mentideros sociales, que el “partido”, podía estar arreglado en los despachos, es decir, los sindicatos “ganan”, por goleada, y aflojan en las vindicaciones (que digo yo que como aflojen más….!), a cambio, pues tendrán eso una laxa concesión social, pero que venderá mucho, tipo no revisionismo del sistema de pensiones, dejando el Pacto de Toledo en su sitio, o algo así.

No es el Gobierno, en definitiva quien tiene que dar el brazo a torcer, la huelga se la han hecho los sindicatos a sí mismos, si autohuelga, ese es el verdadero papel que debería de revisarse en nuestro ordenamiento jurídico y social, y constatar de una vez que no sirven para nada, para nada más que aparentar un aire de normalidad democrática, y luchar por lo interesante de las subvenciones para cursos y por los afiliados liberados. En pocos meses habrá elecciones sindicales, espero que la sociedad les recuerde entonces para que han servido.

Y dicho sin acritú, disfruten de su “éxito” y de lo que venga inmediatamente después, por lo menos hasta las elecciones, que de momento 270.000 afiliados menos en los dos años pasados, ya son un lastre menos.

 Que sigan ustedes siendo tan buenos con los trabajadores, que por no despertarles no son capaces de levantar la voz.

El pueblo no olvida, la clase trabajadora vio en directo como ustedes decían en la tv que vivían de las cuotas de los afiliados, aquí sí que se lo tengo que decir, tienen ustedes más cara que espalda, y tienen mucha cara, pero que mucha.

Y volviendo al principio, si, la huelga ha sido un éxito, para ustedes sobre todo, para sus liberados que no van a tener descuentos, para la organización sindical, que pillará a saber qué y para el patrón que ya tenía de antemano pensada la concesión a hacer.

Saludos y hasta dentro de unos meses, cuando nos vuelvan ustedes a convocar para que elijamos representantes de los trabajadores en las empresas, “ JA JA JA, si es que me tengo que partir de la risa, por no llorar”

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·