Miércoles 13/12/2017. Actualizado 13:45h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

¡De qué van!

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Parece mentira que un partido como ICV (Iniciativa per Cataluya) y el Partido Popular se pongan de acuerdo en la Mesa del Congreso. No es del todo exacto, ya que sólo lo han hecho con Celia Villalobos y Ana Pastor, dos de los cuatro componentes del PP en la Mesa. Y todo para admitir a trámite un reprobación al Papa Benedicto XVI por sus comentario sobre el SIDA.

En primer lugar, estoy totalmente de acuerdo con lo que dice el Papa y, a su vez, con expertos mundiales, incluido Harvard, que apoyan esta tesis. En segundo lugar, me parece demencial que en un Parlamento, y más en el mío, se quiera reprobar a la cabeza de la Iglesia en la que se incluyen la gran parte de esa nación. Y en tercer lugar, y más importante, porque el Santo Padre es además el Jefe del Estado Vaticano, y por tanto, habría que tener mucho cuidado en lo que se pueda hacer desde la Cámara que representa al poder legislativo.

Tanto la señora Pastor como la señora Villalobos fueron ministras de Sanidad con el Partido Popular, partido al que votan la mayoría de los católicos españoles. ¿Es tan difícil mantener el respeto a un Jefe de Estado que además es el líder espiritual de la mayoría del país?

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··