Miércoles 13/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Tribuna libre

Presuntos enanos en el Partido Popular

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Incluso aunque abandonara el escaño, lo presuntamente ocurrido en Valencia pertenece al tiempo en el que Rita Barberá era una de las joyas de la corona de los populares.

Un artículo de...

Félix Gallardo
Félix Gallardo

Más artículos de Félix Gallardo »

Eso de que ‘si ponen un circo, les crecen los enanos’ se puede aplicar muy bien al Partido Popular.

El caso Rita Barberá, hace –presuntamente- crecer a los enanos de varios circos y -como en la política española, y más concretamente en los partidos políticos, hay muchos bajitos- la ‘oportunidad’ del Poder Judicial en este caso es para mosquear a cualquiera.

La decisión tomada por Barberá, se discute y se glosa en todos los mentideros políticos, pero dónde más se pone en tela de juicio es precisamente en Génova. Se esperaba más y no esta especie de paños calientes del ‘me voy pero poquito’.

En voz baja, son varios los populares que censuran que Mariano Rajoy no haya movido un dedo –al menos que se sepa- porque dicen que, con su intervención, la ex alcaldesa de Valencia no se hubiera quedado sentada en su escaño.

Y ¿cómo no? circula el argumentario. Ha abandonado el partido de manera fulminante y por lo tanto el partido ya no tiene nada que ver en lo que ocurra (dicen prebostes populares). Lo que pasa es que el argumento no cuela por la sencilla razón de que lo que lleva a Rita Barberá a ser investigada por el Tribunal Supremo, no es lo que pueda pasar a partir del momento de su baja sino lo que, presuntamente, pasó cuando era alcaldesa de Valencia yendo en las listas del Partido Popular y pasando por ser una de las joyas de la corona de los populares.

La marcha del partido no va a ser suficiente para que en pleno camino jurídico –el que sea- el Partido Popular se vea libre del fardo que supone Barberá. Incluso aunque renunciara al escaño en el Senado. Lo que pasó, presuntamente pasó antes y es eso lo que es objeto de los afanes del fiscal.

Y ya sabemos que, en casos como este, Conde Pumpido será un fiscal de lo más ‘afanoso’.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··