Lunes 11/12/2017. Actualizado 13:42h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El presidente ha evitado pronunciarse

Advertencia a Rajoy. Guerra interna en el PP si elige a Esperanza Aguirre

Varios dirigentes le han hecho saber los motivos de su rechazo: la lideresa representa el pasado, tiene un discurso caduco y está manchada por la Gürtel

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Esperanza Aguirre puede provocar una guerra interna en el PP. Así se lo han advertido a Mariano Rajoy destacados dirigentes del partido, que temen una rebelión si la lideresa es confirmada como cabeza de lista al Ayuntamiento de Madrid. El presidente del Gobierno ha escuchado las quejas y ha respondido con evasivas: evita pronunciarse.

Esperanza Aguirre y Mariano Rajoy. Esperanza Aguirre y Mariano Rajoy.

El pasado 23 de diciembre, y contra todo pronóstico, Esperanza Aguirre anunció su disposición a convertirse en la candidata del Partido Popular a la alcaldía de la capital. Su discurso, preparado con todo cuidado, indignó en La Moncloa, donde interpretaron sus palabras como un intento de presionar a Mariano Rajoy. Desde Presidencia se respondió con bastante frialdad: aún no hay nada decidido.

Pues bien. Según ha podido saber ahora El Confidencial Digital, en la dirección nacional del PP tampoco sentó nada bien el anuncio de la lideresa. De hecho, algunos altos cargos del partido ya han avisado al presidente del Gobierno de la “inconveniencia” de nombrar a Esperanza Aguirre candidata al Ayuntamiento de Madrid.

“Puede provocar una guerra interna”

Algunos de estos dirigentes han asegurado a Rajoy que dar esa responsabilidad a la lideresa podría provocar una guerra interna en el PP: “Ella representa a un sector del partido muy concreto. Darle ese poder provocaría una reacción del resto que convertiría al partido en un polvorín”.

Estos altos cargos del PP han avisado al presidente del Gobierno que “si elige a Aguirre, muy pocos en el partido lo entenderían”, ya que supondría un cambio de planteamiento por parte de Rajoy que puede desgastarle a corto plazo.

El nombramiento de Aguirre daría al traste con un lema sacrosanto: “En el PP priman las siglas y no los candidatos”. Rajoy siempre ha defendido esa información, explican en el partido, incluso cuando se le ha preguntado, de forma explícita, por la candidatura al Ayuntamiento de Madrid.

Por último, desde la dirección nacional del PP han recordado a Rajoy que todos los posibles candidatos a las municipales están cumpliendo la orden de Génova de estarse callados y esperar a que se haga oficial su designación. Si el presidente adelanta el nombramiento de Aguirre, “muchos de nuestros alcaldes nos acusarán de trato privilegiado a Madrid”.

“Aguirre representa el pasado y está manchada por la Gürtel”

El riesgo de una crisis interna dentro del PP no ha sido la única razón que han esgrimido los dirigentes contrarios a Aguirre. Según estos altos cargos, la presidenta del Partido Popular en Madrid tiene dos hándicap de peso que le impiden aspirar al Ayuntamiento:

-- Representa el pasado. En opinión de importantes miembros de la ejecutiva nacional del PP, Aguirre “tiene un discurso caduco” que, además, no supone la “ruptura con el pasado” que intenta instaurar ahora Rajoy: “Esperanza es uno de los pocos símbolos que quedan de la etapa anterior, la de José María Aznar”.

-- Está manchada por la Gürtel. En la dirección del Partido Popular insisten en que a Esperanza Aguirre “se le relaciona demasiado con la trama Gürtel”. En ese sentido, recuerdan que el PP de Madrid, bajo el mando de Aguirre, “continúa estando en el punto de mira” por este caso. Además, censuran su comportamiento cuando habla de corrupción: “Ella quiere dar lecciones a todos y tiene su casa sin barrer”.

Rajoy esconde sus cartas

Mariano Rajoy, por su parte, sigue sin desvelar sus intenciones. “Escucha a todos pero calla”. El presidente del Gobierno no va a precipitarse y esconde sus cartas sobre la elección del candidato al Ayuntamiento de Madrid.

Sobre el futuro de Aguirre como posible cabeza de lista, fuentes cercanas al jefe del Ejecutivo aseguran a este diario que el presidente “ni la ha confirmado ni la ha descartado”.

Guerras internas o no en el horizonte, en el partido insisten en el pragmatismo del que suele hacer gala Mariano Rajoy. “Existe la sensación de que si gana en las encuestas, ella será la candidata”. Por lo pronto, el objetivo del jefe del Ejecutivo es ralentizar lo máximo posible la designación… “a pesar de las prisas de Aguirre”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··