Domingo 17/12/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Bronca en el Congreso. Soraya Rodríguez acusó a Jesús Posada de no darle tiempo para explicar su posición contra la reforma laboral, pero el presidente de la Cámara le dio siete minutos ‘extra’

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La reforma laboral propuesta por el Gobierno ha sido aprobada en el Congreso con los apoyos de PP, CiU y UPN. El debate previo a la votación ha sido el más intenso en lo que va de legislatura: la portavoz socialista Soraya Rodríguez criticó la falta de tiempo para expresar la postura de la oposición, pese a que Jesús Posada le otorgó más de siete minutos 'extra' en su intervención.

El debate fue iniciado por Fátima Báñez, que defendió la necesidad de la reforma laboral, a la que calificó de “necesaria, equilibrada y completa”, recordando además que fue presentada y debatida previamente con los agentes sociales. Antes de esas palabras, la ministra de Empleo tuvo un recordatorio para el Día de la Mujer que se celebra hoy, algo que causó la indignación de la bancada socialista.

Con los ánimos ya caldeados, tocó el turno de réplica de la portavoz del PSOE, Soraya Rodríguez, quien fue acusando, uno por uno, a los miembros del Gobierno, de la aprobación de esta ley. Su intervención fue la más agresiva desde que llegó a la Cámara Baja tras ser elegida como la voz del partido en el Congreso, y también la más larga: Jesús Posada tuvo que pararle tras haber superado su tiempo de intervención.

La decisión del presidente del hemiciclo fue aprovechada por la propia Rodríguez para armar más ‘ruido’ y agitar a la bancada socialista, llegando a afirmar, incluso, que “si no les gustan nuestros argumentos intenten rebatirlos, pero no nos quiten el derecho a la palabra que tenemos en la Cámara”.

Sin embargo, las reivindicaciones de la diputada socialista no tenían fundamento. Según fuentes parlamentarias consultadas por El Confidencial Digital, la Junta de Portavoces acordó un tiempo de intervención de 15 minutos, y que la propia Rodríguez no ha respetado.

“Se ha podido comprobar que Jesús Posada ha sido más que flexible con Soraya Rodríguez, a la que ha concedido 7,4 minutos más del tiempo establecido”, explican altos representantes de la Cámara, que añaden: “Se ha hecho una excepción por la importancia del tema que se debatía, y pese a ello, y a que los tiempos son comprobables y objetivos, han querido crear una polémica inexistente”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·