Lunes 11/12/2017. Actualizado 13:42h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Chacón ha preguntado al PP si va en serio con la Ley que permitirá a los militares asociarse porque si no tiene su apoyo, la retira. La respuesta fue afirmativa: el año 2010 es el momento

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La ministra de Defensa, Carme Chacón, ha iniciado la ronda de contactos con los grupos parlamentarios para sacar adelante la Ley de Derechos y Libertades de las Fuerzas Armadas. Si no consigue el consenso suficiente ni siquiera la llevará a Consejo de Ministros. Algunos le recuerdan que fue un compromiso electoral.

Carme Chacón quiere maximizar el consenso en esta materia, porque según aclaran a El Confidencial Digital fuentes parlamentarias es ‘vital para las Fuerzas Armadas y no podemos provocar un lío para nada’. Así se lo hizo saber la ministra a los representantes de los grupos parlamentarios en la reunión que está manteniendo con ellos estos días.

La ministra quiere conocer de primera mano si el resto de partidos considera conveniente el momento, es decir, si en estos primeros meses del año se puede iniciar el trámite parlamentario aunque no cuente con el apoyo al cien por cien de los grupos. Éstos se reservan su derecho de presentar las enmiendas que consideren oportunas.

La respuesta de la mayoría ha sido positiva. A pesar de que España afronta un primer semestre de 2010 complicado por la presidencia de la Unión Europea, la Ley de Derechos y Libertades es fundamental para el Ejército. Chacón es consciente, así se lo hizo saber a sus interlocutores, de que el 2010 es el año ideal ya que el 2011 está ‘copado’ de elecciones municipales y autonómicas y puede considerarse la antesala de las generales en 2012.

Desde el Partido Popular se recordó a la ministra y a su grupo de técnicos que sacar adelante esta normativa fue un compromiso electoral y por ello debe ser una ‘ley transparente’. No sólo es un compromiso hacia las Fuerzas Armadas sino que además se sustenta en una sentencia del Tribunal Constitucional de 2001. Esa sentencia reconocía el derecho de asociación de los militares para defender sus derechos profesionales, aunque eliminando el derecho de huelga y de negociación colectiva.

Las reuniones se desarrollan en dos fases. La primera es una toma de contacto directamente con la ministra Chacón y en la segunda se incorpora el equipo de técnicos del Ministerio. Los grupos parlamentarios se quejan, no obstante, de que no se les ha hecho llegar el borrador. Lo que sí facilita el ministerio es un amplio documento en el que están recogidas las propuestas del Gobierno.

Las partes implicadas se han dado un plazo de un mes para valorar las distintas propuestas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··