Domingo 22/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Un despliegue sin precedentes

Doscientos guardias civiles del Servicio de Información, enviados a Cataluña

Investigan a diputaciones, ayuntamientos y organismos que trabajan por el referéndum de independencia. Reportan directamente a la Dirección General

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La investigación de la trama del 3 por ciento de Convergència provocó ayer una imagen insólita: la entrada de guardias civiles en el Parlament para recabar información sobre el diputado Germà Gordó. Una operación que se ha realizado con luz y taquígrafos. Pero la Benemérita tiene desplegados en Cataluña a 200 agentes trabajando discretamente contra el referéndum independentista.

Guardias civiles en Barcelona. Guardias civiles en Barcelona.

Según cuenta a El Confidencial Digital mandos de la Guardia Civil, estos agentes, que forman parte del Servicio de Información del Cuerpo, fueron enviados a la región hace más de cuatro meses, cuando el Govern de Junts pel Sí amagó con convocar elecciones y referéndum este verano.

Tras ese anuncio por parte de Puigdemont y Junqueras, la Dirección General vio necesario el envío de 200 agentes de la citada unidad para reforzar el dispositivo en Cataluña. Desde su llegada, a finales del primer trimestre de 2017, esos guardias civiles, desplazados debido a la situación política, se distribuyen en las cuatro comandancias que el Cuerpo tiene en la comunidad catalana.

Vigilan ayuntamientos, diputaciones...

La labor de estos integrantes del Servicio de Información, explican las fuentes consultadas por ECD, es “recabar datos” sobre “todos aquellos que pretenden incumplir la Ley mediante la celebración del referéndum independentista”.

En este sentido, desde la Benemérita se reconoce que estos agentes siguen día a día los movimientos a favor de la consulta ilegal llevados a cabo por gobiernos municipales, ediles de diferentes ayuntamientos, y representantes de las diputaciones provinciales.

Importantes consistorios de la región, con gobiernos de CDC y ERC, han comunicado a la Generalitat que el próximo 1 de octubre sacarán las urnas a la calle y, además, ya han pasado al ejecutivo regional los datos del padrón municipal para facilitar el censo electoral de cara al referéndum. Una actuación de la que tiene constancia la Guardia Civil.

Además, se realizan labores de “seguimiento y vigilancia” sobre los líderes de entidades y organismos que se financian con dinero público y que también han comunicado a la Generalitat su disposición de colaborar en la organización de la consulta.

Reportan directamente a la Dirección General

En este tiempo de trabajo, añaden las fuentes consultadas, se ha comprobado que algunas acciones realizadas por representantes públicos en diputaciones y ayuntamientos pueden, si así lo determina finalmente un juez, ser constitutivas de varios delitos.

Entre esos delitos, desde la Guardia Civil se apuntan los siguientes: sedición, rebelión, prevaricación, desobediencia, usurpación de atribuciones y uso indebido de fondos públicos.

Aunque la última palabra, en ese sentido, la tendrán los tribunales, la Dirección General recibe de los 200 agentes de Información enviados en Cataluña informes detallados sobre las acciones de políticos, de gobiernos y de partidos que podrían estar incurriendo en esos delitos.

La Brigada de Información de Barcelona, movilizada

En paralelo a este trabajo de los doscientos guardias civiles enviados a las cuatro provincias catalanas, los agentes de la Policía Nacional que trabajan en la Brigada de Información de Barcelona también están siguiendo el día a día del proceso independentista.

Tal y como se informó en estas páginas, los agentes destinados en esta unidad informan, desde el año pasado, a los mandos de la Policía y al Ministerio del Interior, de los movimientos que se producen en Cataluña en relación con la hoja de ruta que Junts Pel Sí (Convergència y Esquerra Republicana) y la CUP han pactado para formar un estado catalán.

Los datos, muchos de ellos públicos pero otros más reservados, que los policías de la Brigada de Información de Barcelona consiguen, se plasman en informes que en las últimas fechas son prácticamente a diario, según explican fuentes en contacto directo con esta unidad.

No es su única función”

Las fuentes consultadas por ECD recuerdan que los servicios de Información de Guardia Civil y Policía Nacional tienen “más atribuciones” que vigilar el cumplimiento de la ley por parte de gobiernos y partidos.

En este sentido, desde la Guardia Civil afirman que los doscientos agentes enviados a Cataluña también colaboran con sus compañeros ya destinados en la región en tareas como el control de células yihadistas.

Hay que recordar que Cataluña es uno de los feudos destacados para estos grupos radicales, por lo que el llamado desafío soberanista no ha provocado que se haya “descuidado su vigilancia”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·