Sábado 21/10/2017. Actualizado 14:03h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Las diferencias con CiU aumentan

ERC rechaza un adelanto electoral porque no quiere gobernar una Cataluña quebrada

Asumir una Generalitat en bancarrota obligaría a aprobar unos recortes que les castigarán en las municipales de mayo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Cada día que pasa, Artur Mas está mas lejos de seguir contando con el apoyo de ERC. El partido que dirige Oriol Junqueras rechaza el adelanto electoral que planea el presidente de la Generalitat como alternativa al referéndum. Motivo: saben que ganarían esos comicios, pero tendrían que aprobar unos recortes que les castigarían en las municipales de mayo, su verdadero objetivo.

Artur Mas y Oriol Junqueras. Artur Mas y Oriol Junqueras.

Según explican a El Confidencial Digital fuentes bien situadas en CiU y ERC, Artur Mas tiene, desde hace más de un año, una hoja de ruta que pasa por adelantar elecciones si el Tribunal Constitucional tumba la consulta independentista convocada para el 9 de noviembre. El propio presidente, de hecho, ya ha informado de esa posibilidad.

No obstante, lo que no se ha contado desde la Generalitat es que, en CiU, se apuesta por hacer coincidir esos nuevos comicios con el día en que iba a celebrarse el referéndum. De esta forma, Mas debería disolver el Parlament a finales de este mes de septiembre, ya que el Estatatuto de Autonomía establece las elecciones deben celebrarse entre 40 y 60 días siguientes al anuncio.

Pues bien, según las fuentes consultadas, Esquerra Republicana de Cataluña rechaza de lleno ese escenario planteado por el presidente de la Generalitat. El partido dirigido por Junqueras es contrario a ese adelanto electoral, que aparcaría la consulta y que, encima, les rompe sus planes iniciales.

Gobernarían una Cataluña quebrada

ERC quiere convertir las municipa- les en un plebisicto indepen- dentista

Portavoces oficiales de ERC aseguran a este confidencial que “nuestro objetivo no ha pasado nunca por adelantar elecciones”. De hecho, recuerdan, “éstas se celebraron hace tan solo dos años, por lo que sería contraproducente que la convocatoria de comicios a mitad de legislatura se convirtiese en lo habitual”.

Desde Esquerra consideran que “no tiene sentido” no celebrar la consulta “para no saltarse las leyes”, para después “convocar unas elecciones en defensa de la independencia”. Por lo que consideran que, ese adelanto, “es una estrategia de Mas para salvar los muebles”.

No obstante, ERC también tiene motivos más prácticos para rechazar la celebración de unas nuevas elecciones autonómicas: la “herencia” que recibirían del Gobierno de Artur Mas. Según las fuentes consultadas, “si se celebraran hoy elecciones, Esquerra ganaría y tendría que gestionar una Generalitat en la quiebra”.

Con unas cuentas en la bancarrota, ERC se vería obligada a aprobar unos presupuestos llenos de ajustes y recortes para evitar la intervención estatal. Esas medidas “provocarían un voto de castigo a Esquerra en las municipales”, unos comicios que sí son prioritarios para la formación dirigida por Oriol Junqueras.

Tal y como se informó en estas páginas, los planes de Esquerra Republicana, si no se celebra la consulta el 9-N, pasan por convertir las municipales en un plebiscito sobre la independencia de Cataluña. Así, su objetivo es alcanzar todos los ayuntamientos que sean posibles para aprobar en ellos mociones a favor de la separación con España. De gobernar ahora en la Generalitat, esa hoja de ruta peligraría.

Entrarían en el gobierno de Mas para salvar la consulta

Las fuentes consultadas por ECD aseguran que el rechazo de ERC a un adelanto electoral es independiente a la oferta realizada por Oriol Junqueras a Artur Mas de entrar en la Generalitat para salvar la consulta.

En este sentido, explican que “una cosa es llegar a la Generalitat como socio de Gobierno de CiU, con el único objetivo de que el referéndum se celebre y que sea Artur Mas el que legisle en materia económica, y otra tener que gobernar en solitario con todas las consecuencias”.

No obstante, desde ERC reconocen que, ahora mismo, “es muy difícil” que Mas acepte esos términos planteados por Oriol Junqueras: “Él está a ver cómo se salva. Su prioridad ya no parece ser el referéndum”.

El desafío soberanista, en su semana más crítica

Desde CiU y ERC reconocen que, en las próximas dos semanas, “se decidirá el futuro a corto plazo de Cataluña”. En ese tiempo, parece claro que, ya aprobada la Ley de Consultas, el Gobierno la recurrirá y el Tribunal Constitucional suprimirá de forma cautelar el referéndum.

A ese escenario hay que sumarle la comparecencia de Jordi Pujol el próximo día 26 en el Parlament para dar explicaciones sobre las cuentas bancarias de él y su familia en el extranjero.

Con ese panorama, explican las fuentes consultadas, “ni Mas sabe qué es lo más le conveniente”. El presidente de la Generalitat, aseguran, “se debate si tiene que adelantar elecciones para hacerlas coincidir con el 9-N, seguir adelante con la consulta a pesar de la prohibición del TC, o abandonar ese proyecto y buscar su relevo en CiU”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·