Viernes 25/05/2018. Actualizado 14:56h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El juez ha pedido explicaciones al ministro

Junqueras se propone llevar a Montoro al Supremo como testigo

Forma parte de la estrategia de defensa del ex vicepresident y los ex consellers para evitar que les juzguen por malversación

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La instrucción del referéndum del 1-O ha dado un giro inesperado este miércoles, cuando el juez Llarena requirió al ministro Cristóbal Montoro que fundamente “con elementos objetivos” su afirmación de que el referéndum no se financió con fondos públicos. En Hacienda ya están trabajando para responder al magistrado.


Cristóbal Montoro y Oriol Junqueras. Cristóbal Montoro y Oriol Junqueras.

Este requerimiento se ha producido sólo un día después de dictarse el auto de la Sala de lo Penal del Supremo sobre el recurso de Jordi Sànchez a la decisión del juez de mantenerle en prisión y denegarle el permiso para acudir a la sesión de investidura.

Dicho auto fue muy duro con los procesados, con el tribunal alemán que ha dejado en libertad a Puigdemont y también, de manera indirecta, con el propio Gobierno, al afirmar que los imputados “camparon a sus anchas entre 2015 y 2017”.

Con el requerimiento a Montoro, el juez Llarena ha continuado en esta línea, algo que beneficia a los imputados porque podría llevar a contradicción al Gobierno de Mariano Rajoy, según esta tesis: si el referéndum era ilegal, ¿por qué el ministro permitió que se gastara dinero público con este fin?

Juramento y obligación de decir la verdad

Según ha sabido El Confidencial Digital de fuentes cercanas al asunto, el requerimiento del juez Llarena es el primer paso de la estrategia de defensa de Junqueras, Turull, Rull y el resto de ex consellers.

Ésta consiste en implicar a Montoro en el procés como conocedor de las cuentas públicas catalanas, que se le enviaban cada semana, hasta el punto de que el juez termine citándolo como testigo en la instrucción para que explique, bajo juramento y obligación de decir la verdad, el uso del dinero por parte de la Generalitat.

El objetivo de esta estrategia es que la versión de Montoro, exculpar a Hacienda de responsabilidad, les exima igualmente a ellos, puesto que las cuentas de la Generalitat estaban vigiladas por la Intervención General del Estado desde julio de 2017.

Así se desmontaría, según afirman las mismas fuentes a ECD, la acusación por malversación, puesto que el ministro, para explicar su ausencia de responsabilidad, salvará a los procesados.

Referir todo a Hacienda

Para conseguir sentar a Montoro en el banquillo de los testigos, Junqueras y los ex consellers, especialmente Rull, Turull y Romeva, han desarrollado esta estrategia en los interrogatorios ante el juez.

Se trata, según ha podido saber este confidencial, de aludir a Hacienda en cada ocasión en la que han comparecido ante el juez y se les ha cuestionado por el dinero público gastado en la organización de la consulta.

En concreto, se han referido continuamente a los técnicos de la Intervención General del Estado para avalar sus exculpaciones: “lo puede contrastar con Hacienda, señoría, que nos tenía controladas las cuentas”, señalan al instructor.

Al unirse Montoro a esta tesis, Llarena ha decidido requerirle por ese control del gasto. Está por ver si se trata de un primer movimiento para terminar citándole como testigo, como desean Junqueras y los ex consellers.

Hacienda asegura estar trabajando para entregar al juez Llarena un informe detallado con las facturas de la Generalitat registradas en el Ministerio.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

DENUNCIAS DE LOS LECTORES

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··