Sábado 21/10/2017. Actualizado 21:31h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Laicidad de la enseñanza, abandono de la energía nuclear y supresión de las Diputaciones: propuestas de Izquierda Socialista al candidato Rubalcaba para su programa

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Izquierda Socialista, la corriente más crítica en el seno del PSOE con las últimas medidas económicas impulsadas por el Gobierno –reforma de las pensiones y ampliación de la edad de jubilación-, ha enviado sus propuestas para el programa electoral de Rubalcaba: enseñanza laica, y acabar con la energía nuclear y las Diputaciones.

Hay que ganar por la izquierda”. Con este argumento, Izquierda Socialista ha elaborado un documento que dará a conocer durante la conferencia política del PSOE de septiembre, y que pide al candidato que incluya en su programa reivindicaciones planteadas por los sectores más progresistas del partido y por los ‘indignados’ del 15-M.

La propuesta, a la que ha tenido acceso El Confidencial Digital, fue redactada en julio, y sus impulsores han sido Juan Antonio Barrios, Pepa Pellicer, Vicent Garcés y José Antonio Pérez Tapias. Esté dividida en 12 ejes: política económica, política social, políticas de bienestar, políticas de igualdad, políticas medioambientales, I+D+i, Cultura, Administraciones Públicas, Europa, Seguridad y Defensa, relaciones internacionales, y transparencia democrática.

Los ‘indignados’ marcan la agenda económica

De los 15 puntos que recoge Izquierda Socialista para la propuesta económica de Alfredo Pérez Rubalcaba, destacan: recuperación del impuesto de patrimonio, mayor control a los bancos, y la dación de vivienda para cancelación de las hipotecas.

Esas demandas se basan en las reivindicaciones planteadas por los ‘indignados’ durante las acampadas que protagonizaron antes del 22-M y también en todas las movilizaciones posteriores, en las que protestaron contra “los excesos de la banca” y los “desahucios fruto de las hipotecas”.

Tal y como adelantó ECD, el equipo del candidato Rubalcaba tiene decidido incluir la recuperación del impuesto de patrimonio en su programa electoral, algo que ya solicitaron en su día barones del PSOE, como el extremeño Guillermo Fernández Vara, el andaluz José Antonio Griñán, y el asturiano Javier Fernández.

Además, Izquierda Socialista defiende: que el apoyo a las empresas esté condicionado por la creación y mantenimiento de empleo; reformar el sistema fiscal; recuperación de la banca pública; mayor participación de los trabajadores en la toma de decisiones; e impulsar la integración de los inmigrantes en el mercado laboral.

Escuela laica, ley de Muerte Digna y Aborto

En el apartado ‘Políticas de bienestar’, la corriente liderada por el diputado Juan Antonio Barrios propugna la laicidad en la enseñanza, siguiendo el camino marcado por el Gobierno Zapatero con medidas como la retirada de crucifijos en las escuelas.

Asimismo, exigen el desarrollo y aplicación de la Ley del Aborto y la de Muerte Digna, pese a que la segunda de ellas no podrá ser tramitada en la presente legislatura por falta de tiempo.

El texto hace también referencia a la Ley de Igualdad de Trato y, aunque no cita de forma explícita la llamada ‘Ley Sinde’, propone la creación de una nueva Ley de Propiedad Intelectual.

Adiós a las diputaciones

Izquierda Socialista se muestra muy ambiciosa en los cambios que propone para la Administración General del Estado.

Entre sus iniciativas, destaca la idea de eliminar el actual modelo de diputaciones provinciales, mediante su inserción en la estructura administrativa de las comunidades autónomas, “salvo cuando haya razones jurídicas que lo impidan”.

También pide la reforma del Senado y su configuración “como efectiva cámara territorial”, así como la coordinación de las distintas Administraciones con criterios “federales”.

Contra la energía nuclear, a favor del pueblo saharaui

En el apartado ‘Políticas medioambientales’, IS exige el “compromiso firme” de abandonar la energía nuclear, en favor de las renovables, con el objetivo de luchar contra el cambio climático, la polución atmosférica, y la contaminación.

En política internacional, aboga por el reconocimiento del futuro Estado palestino y por el “diálogo multilateral” para la autodeterminación del pueblo saharaui, dos reivindicaciones en las que el actual Gobierno no se ha pronunciado explícitamente, pese a las políticas de acercamiento de la UE al conflicto árabe-israelí o los incidentes protagonizados en el Sáhara por los soldados marroquíes y los refugiados.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·