Sábado 20/01/2018. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Imputación de la infanta

Manos Limpias no presentará queja por escrito al juez Castro acusando al fiscal Horrach de presionar a su perito

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Sindicato Manos Limpias, acusación popular en el caso Urdangarín, ha decidido no presentar queja por escrito al juez Castro acusando al fiscal Pedro Horrach de haber presionado a su perito durante la declaración del pasado sábado en Palma de Mallorca.

La infanta Cristina en una imagen de archivo. La infanta Cristina en una imagen de archivo.

Tal iniciativa se planteó en la cúpula del sindicato, había opiniones que propugnaban interponer una queja, pero al final se ha decidido no hacerlo. Virginia López Negrete, letrada personada en el sumario por parte de Manos Limpias, que era partidaria de no interponer una queja, ha dicho a El Confidencial Digital que el escrito no se presentará.

Fuentes de la cúpula del sindicato dijeron el lunes a El Confidencial Digital que la queja se había presentado ese día, sábado.

Como es conocido,  el perito aportado por Manos Limpias, Javier Amat, no sólo no quiso dar datos al juez Castro de cómo y dónde había trabajado hasta ese momento ni de quién le pagaba, sino que se definió a sí mismo como un “mercenario jurídico tributario”.  La abogada del sindicato, Virginia López Negrete, aseguró que era licenciado en Derecho y que trabajaba para varios despachos de manera independiente.

La declaración del perito el sábado ante el magistrado instructor fue interpretada como favorable a la infanta Cristina, al sostener que no había delito fiscal y lo máximo que se podía hacer era acusarla de cooperadora necesaria por los delitos cometidos por su marido, Iñaki Urdangarín.

Las fuentes de la cúpula de Manos Limpias con las que habló ECD el lunes manifestaron: “No estamos satisfechos por esa declaración”. Y explicaban: "Él no está acostumbrado a estas cosas, a tantos medios de comunicación, a la sobriedad de una sala judicial, y entonces no estuvo acertado”.

Sobre la actuación del fiscal respecto al perito, la fuente citada afirmó: “Creemos que se le trató de forma coactiva, humillante hacia él, y que eso fue lo que provocó que estuviera nervioso durante su declaración”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·