Martes 24/10/2017. Actualizado 12:56h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Las primarias del PSOE han sido un ‘infierno’ para los rivales de Rubalcaba. No han recibido el censo de militantes y Ferraz no reconoce avales por burofax o con firma digitalizada

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El próximo lunes, Alfredo Pérez Rubalcaba se convertirá en el candidato del PSOE en las generales de 2012. Los militantes socialistas que expresaron su intención de rivalizar con el vicepresidente en unas primarias no han logrado reunir los avales necesarios exigidos por el partido antes del 13 de junio, y culpan a Ferraz de ello.

Desde que el pasado 28 de mayo el Comité Federal del PSOE anunciara la celebración de elecciones primarias y la proclamación de Rubalcaba como candidato ‘oficial’ en dicho proceso, ocho militantes han anunciado su intención de ‘competir’ con el ministro del Interior: Luis Ángel Hierro, Julián Pastor, José Martínez Peñaranda, David González Sánchez, Juan María Hernández Pérez, y Enrique García López.

El proyecto electoral de alguno de ellos se quedó en mera intención, pero más de la mitad de candidatables han movido todos los hilos posibles para obtener los 22.000 avales necesarios para enfrentarse al vicepresidente del Gobierno. No obstante, las fuertes restricciones impuestas por Ferraz han hecho inútil cualquier tipo de esfuerzo.

El Confidencial Digital ha contactado con varios de los militantes que han intentado presentarse a las primarias para conocer cómo ha sido el proceso, y la conclusión en la que todos coinciden es que “el PSOE no quería primarias”.

Lo aseguran por “las trabas y dificultades que Ferraz nos ha puesto en todo lo que hemos solicitado para darnos a conocer a la militancia”. Los precandidatos denuncian que la dirección del PSOE les impidió usar las oficinas de la sede nacional para preparar la ‘campaña’, ni la sala de prensa para darse a conocer ante los medios: “Nos hemos tenido que presentar en hoteles porque nuestro propio partido nos negaba el acceso a nuestra casa”.

Además, ninguno de ellos ha podido tener acceso a los censos de los militantes, por lo que “ha sido casi imposible contactar con ellos”. La explicación de Ferraz a este comportamiento es que ninguno de los aspirantes a rival de Rubalcaba son ya candidatos, por lo que no pueden tener acceso a los mismos medios que el vicepresidente hasta que no recojan los avales necesarios.

Condiciones ‘extra’ para que los avales sean aceptados

Además de todas estas dificultades logísticas, Ferraz ha endurecido los requisitos para que los avales sean aceptados, incluyendo ‘ampliaciones ad-hoc’ (para estas elecciones primarias en concreto) a las condiciones aprobadas en los Estatutos del partido.

Las fuentes consultadas por ECD explican que, en el informe remitido por la dirección del partido a los precandidatos, se especificaba que “sólo serán válidos los que estén escritos en mayúscula, y no se podrán enviar ni por fax, burofax o correo electrónico”. Asimismo, “serán rechazados todos aquellos avales que lleven firma electrónica”.

Los precandidatos se quejan que todas estas restricciones “son totalmente nuevas”, ya que “no se usaron en otros procesos de primarias como en Madrid entre Trinidad Jiménez entre Tomás Gómez o en Madrid entre Jordi Hereu y Montserrat Turá”.

Además, los nuevos requisitos “aparecían en letra pequeña en los documentos que nos facilitaron, por lo que era fácil no leerlos, o saltárselos, e incurrir en errores”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·