Domingo 19/11/2017. Actualizado 11:46h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Los adjetivos que dedica Pedro Solbes en privado al ‘Plan Vive’ de Miguel Sebastián: “inútil”, “menor”, “no estructural”, “ineficaz”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La rivalidad entre el vicepresidente económico del Gobierno, Pedro Solbes, y el titular de Industria, Miguel Sebastián, lejos de menguar parece ir en aumento. El máximo responsable de Economía, por ejemplo, no se corta un pelo estos días cuando tiene que hablar del ‘Plan Vive’ de Sebastián.

Esta estrategia ideada por Industria para dar el relevo al viejo ‘Prever’ y destinada a impulsar el sector del automóvil sólo ha servido para financiar la compra de 18 coches. El Gobierno pretendía fomentar la compra de vehículos más eficientes desde el punto de vista del consumo, una cuestión en la que está especialmente interesada la Unión Europea.

De ahí que Miguel Sebastián diseñara este proyecto y que, a pesar del pobre resultado cosechado, el ministro de Industria haya pedido el pasado miércoles en el Congreso de los Diputados un periodo de gracia de 100 días antes de valorar definitivamente su utilidad.

Sin embargo, el ministro Pedro Solbes no se está mostrando muy complaciente y ya juzga en privado este plan, dedicándole, por cierto, duros calificativos. Según el relato realizado a El Confidencial Digital por personas que le han podido escuchar en fecha reciente, estas son las principales valoraciones del vicepresidente sobre esta propuesta de Sebastián:

-- Solbes explica a su entorno que considera el ‘Plan Vive’ una medida “inútil”, “insignificante” e “ineficaz”.

-- El ministro advierte que se trata de una propuesta “menor”, de escasa entidad, cuyo resultado final sería “irrelevante para la economía española”, aunque hubiera tenido una gran acogida por los usuarios.

-- El vicepresidente insiste en que se trata de un proyecto que “no es estructural”, en la línea de anteriores sugerencias de Sebastián: se refiere, concretamente, al cambio de bombillas en los hogares o a la más reciente invitación a que los españoles compren juguetes españoles.

Pero lo más llamativo de todo –explican quienes han escuchado a Pedro Solbes expresarse en estos términos- es el tono que emplea: bastante displicente. Concretamente, se le ha escuchado decir que las propuestas de su homólogo en Industria le “provocan risa”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·