Lunes 18/12/2017. Actualizado 01:04h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

“Presidente, ¿va a dimitir?”. Los detalles y confidencias menos conocidas de la reunión de Mariano Rajoy con los grandes empresarios españoles en Moncloa

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Fue la pregunta que más tuvo que escuchar Mariano Rajoy durante su último encuentro en Moncloa con los grandes empresarios del país. Los presidentes de las compañías del Ibex 35 quisieron conocer de primera mano si está pensando en dejar su cargo tras las últimas revelaciones de Luis Bárcenas que le apuntan directamente.

Según ha conocido El Confidencial Digital a través de fuentes presenciales, los empresarios que visitaron esta semana a Rajoy en el Palacio de la Moncloa llegaron a la cita con una gran inquietud sobre los planes a corto plazo del presidente.

El encuentro se produjo en un momento muy delicado para el jefe del Ejecutivo, después de las acusaciones de financiación irregular del PP, el cobro de sobresueldos y los SMS entre Mariano Rajoy y el ex tesorero del partido, Luis Bárcenas, que aparecieron en la portada del diario El Mundo hace una semana.

En este escenario, una de las preguntas que más escuchó de boca de los directivos presentes, como César Alierta (Telefónica) Francisco González (BBVA), Isidro Fainé (Caixabank), Isidoro Álvarez (El Corte Inglés), Pablo Isla (Inditex) o Florentino Pérez (ACS) fue:

-- “Presidente, ¿pero se va a ir? ¿va a dimitir? ¿va a seguir?”.

Que el Gobierno paralice su agenda reformista

Las fuentes a las que ha tenido acceso ECD revelan que una de las máximas preocupaciones de los grandes empresarios es que Rajoy y sus ministros no estén centrados. Se vuelquen en los próximos meses -cruciales para la recuperación económica en España-, en solucionar sus problemas judiciales, o en defenderse de la oposición por los casos de corrupción. Y descuiden la búsqueda de soluciones, acuerdos y la gestión diaria de la política económica del país.

“Mientras se habla de corrupción, se descuida sacar a España de la crisis. Y, al final, a los inversores lo que les importa es que cuadren los números”, resume el presidente de una de las grandes empresas del Ibex consultado por este confidencial y presente también en el almuerzo en Moncloa.

Citan como inaplazables la reforma de las pensiones y la del sistema fiscal, que tienen que estar listas como muy tarde a principios del año que viene.

Se habló más de corrupción que de economía

La actitud de Rajoy en su encuentro con los empresarios no pasó inadvertida. Según las fuentes consultadas, el presidente se mostró firme y repitió en varias ocasiones la expresión “me quedo”. Fue tajante y rotundo.

Pero a los dirigentes de las empresas más importantes del país les inquietaba que durante la reunión se hablase más de la situación política (la corrupción y la financiación irregular de los partidos) que de economía. Algo que, tal y cómo reveló ECD, también ocurrió esta misma semana durante la última reunión de la cúpula de la CEOE.

Ahora mismo la máxima preocupación de las grandes empresas españolas es que el Gobierno asegure la estabilidad política del país por las implicaciones que pueda tener para la recuperación económica. Y así se lo hicieron saber directamente a Rajoy.

Dentro del Gobierno existe también cierta preocupación con el comportamiento de Mariano Rajoy: “En estos días, el presidente ha dejado de hablar de economía –su principal quebradero de cabeza hasta ahora- y su único mensaje es el de que está limpio y que hay Gobierno para rato con él al frente del timón”, comentan fuentes de su entorno más cercano.

Otros datos curiosos del encuentro en Moncloa

Directivos presentes en la cita de Moncloa no pasaron por alto tampoco otros detalles singulares que tuvieron lugar en la residencia del Presidente:

-- Rajoy, más prudente en privado sobre la economía española: A pesar de que Rajoy y sus ministros económicos llevan semanas hablando abiertamente en público sobre que España saldrá de la recesión en el último trimestre del año, el presidente quiso ser más prudente con los empresarios. Les aseguró que España está saliendo de la recesión, aunque les advirtió que el ritmo de la recuperación va a depender en gran parte del crédito y de la actitud de Europa.

-- Álvaro Nadal y Jorge Moragas arroparon en todo momento al presidente: Su jefe de gabinete, Jorge Moragas, y el director de la Oficina Económica de Moncloa, Álvaro Nadal, no se separaron en ningún momento de Rajoy. Le fueron suministrando todo tipo de informes y apuntes sobre las previsiones económicas que maneja el Gobierno, datos que el presidente compartió con los empresarios.

-- El “buen rollo” entre Antonio Brufau (Repsol) e Isidro Fainé (Caixabank): Una de las imágenes que dejó la cumbre empresarial en Moncloa fue la que protagonizaron Brufau y Fainé. Aunque en las últimas semanas se han publicado informaciones aludiendo a posibles desencuentros entre ambos por las diferencias que mantienen sobre la solución al contencioso con Argentina por la expropiación de YPF a Repsol, en público guardaron las formas. Se les vio hablar amigablemente, en tono muy cordial, compartir confidencias, e incluso con bromas del uno al otro.

-- El ‘reservado’ entre Rajoy, Isidro Fainé y José Manuel Lara (Planeta): Otro de los apartes discretos que más llamó la atención de los presentes fue el que mantuvo el presidente del Gobierno con Isidro Fainé y el presidente de Planeta, José Manuel Lara. Muchos de los que observaron ese corrillo afirman que uno de los temas que trataron en privado fue Cataluña. Trataron de los avances del Gobierno en el conflicto por la deriva independentista que ha tomado el presidente de la Generalitat, Artur Mas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··