Jueves 19/10/2017. Actualizado 14:09h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

En la reunión ‘secreta’ de Moncloa la semana pasada

Rajoy da otro paso ante Urkullu: negociará Prisiones y Seguridad Social

Pactó con el lehendakari la creación de dos grupos de trabajo, encabezados por Sáenz de Santamaría y Erkoreka, para estudiar esas transferencias al País Vasco

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El PNV se ha convertido en esta legislatura en el socio preferente de Mariano Rajoy. Gracias al apoyo de los nacionalistas ha sacado adelante los Presupuestos de 2017 y el techo de gasto de 2018. Dos respaldos que han requerido contrapartidas, como la relativa al nuevo Cupo Vasco. Ahora, el presidente del Gobierno ha dado un paso más con Urkullu.


Mariano Rajoy recibe a Íñigo Urkullu en el Palacio de La Moncloa. Mariano Rajoy recibe a Íñigo Urkullu en el Palacio de La Moncloa.

Ambos presidentes, tal y como reveló el lunes El Correo, se reunieron en secreto en La Moncloa la semana pasada. Un encuentro en la cumbre que pactaron durante la negociación de los Presupuestos, y que finalmente se ha producido después de la carta que Urkullu envió a Rajoy en junio, cuando el Gobierno recurrió ante el Constitucional la ley vasca de “abusos policiales”.

El lehendakari, veía cómo Rajoy posponía una reunión pactada desde hace meses por temor a hablar de los presos de ETA, y quiso con esa misiva cambiar la actitud del presidente. Y lo ha hecho, logrando la celebración de ese encuentro en Moncloa, aunque fuera secreto.

Prisiones y Seguridad Social, sobre la mesa

Urkullu no ha logrado que el Gobierno retire el recurso contra la ley sobre "abusos policiales", pero sí ha conseguido, en su última visita a Madrid, arrancar a Mariano Rajoy nuevos compromisos a cambio de los apoyos parlamentarios futuros del PNV.

La gestión de la política penitenciaria fue uno de los asuntos que se trataron durante el encuentro. Según revelan a El Confidencial Digital fuentes gubernamentales conocedoras del contenido de la reunión, Urkullu volvió a pedir a Rajoy que el Gobierno transfiriera a Euskadi todas las competencias reconocidas en el Estatuto de Gernika.

Entre ellas, el lehendakari destacó por encima de las demás dos: Prisiones y la gestión de la Seguridad Social.

El Gobierno Vasco está al fin decidido a tomar finalmente el mando de las cárceles de la región y a liderar la política penitenciaria que se aplicará a los presos, entre ellos los de ETA, en las cárceles vascas.

Además, quiere gestionar también las altas y las bajas en la Seguridad Social, lo mismo que las pensiones para los jubilados vascos.

La diferencia con respecto a otras reuniones es que, en esta ocasión, Mariano Rajoy se abrió a estudiarlas y llegar a un acuerdo entre los dos ejecutivos. Una actitud que, tal y como reconocen a El Confidencial Digital desde Ajuria Enea, supone un “cambio” en el presidente del Gobierno.

Se negociará a través de grupos de trabajo

El compromiso de estudiar esas dos transferencias, aseguran las fuentes consultadas, no se ha quedado esta vez en meras palabras: Rajoy y Urkullu pactaron la creación de grupos de trabajo en sus respectivos gobiernos para iniciar una negociación pura y dura.

Por parte de Madrid, será Soraya Sáenz de Santamaría la que lidere ese equipo, mientras que por Vitoria será Josu Erkoreka quien tome las riendas de las conversaciones con Madrid.

Ambos, vicepresidentes de sus respectivos gobiernos, tienen una gran sintonía y mantienen una interlocución que se empezó a gestar en 2008, cuando los dos eran portavoces en el Congreso de PP y PNV, respectivamente.

Desde entonces, han negociado y sacado adelante mociones, proposiciones de ley y hasta Presupuestos. Ahora, han recibido el encargo de llegar a un acuerdo sobre la transferencia de dos competencias que hasta la fecha el Estado se había resistido a negociar.

Urkullu no enredará con Cataluña

Si Íñigo Urkullu volvió a Ajuria Enea con la promesa de Rajoy de estudiar el traspaso de Prisiones y la Seguridad Social, el presidente del Gobierno por su parte logró arrancar al lehendakari dos compromisos a corto plazo.

En relación con el desafío soberanista de Cataluña, Urkullu tranquilizó a Rajoy asegurándole que los pactos sellados entre ambos no corren ningún peligro, haga lo que haga el Gobierno en relación con desafíos como el referéndum de desconexión.

En concreto, el lehendakari rechazó las palabras de la presidenta del PNV en Vizcaya, Itxaso Atutxa, que afirmó que los nacionalistas romperían con el Ejecutivo si éste aplicaba el artículo 155 de la Constitución y suspendía la autonomía de Cataluña.

Además, Urkullu transmitió a Rajoy su disposición a sentarse a negociar ya los Presupuestos de 2018. Unas conversaciones que, tal y como acordaron los dos dirigentes, comenzarán el próximo mes de septiembre.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·