Sábado 26/05/2018. Actualizado 14:56h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Rajoy conoció horas antes de producirse la decisión de Francisco Camps de dimitir como presidente valenciano. Una conversación telefónica fue clave

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La dimisión de Francisco Camps sorprendió a la mayoría de los miembros del Partido Popular. Pero no a todos. Mariano Rajoy supo, horas antes que el presidente valenciano dimitiera, a primera hora de la tarde, la noticia. Mantuvo una conversación telefónica personal en la que le trasmitió “todo el apoyo” de Génova pero no el que esperaba Camps.

El miércoles, Francisco Camps convocó por sorpresa a los medios a una rueda de prensa, tras varios días de mutismo y alejamiento voluntario de los focos. Se desataron entonces las especulaciones sobre los motivos de la convocatoria: iba a admitir su culpabilidad en el ‘caso de los trajes’, pensaba enrocarse y seguir negándolo todo...

A los pocos minutos de haber iniciado su comparecencia, Camps anunció su dimisión inmediata como presidente de la Generalitat valenciana. Un hecho que, en la zona noble de la sede ‘popular’ en la calle Génova de Madrid ya se conocía desde varias horas antes.

Según fuentes del Partido Popular consultadas por El Confidencial Digital, Mariano Rajoy recibió una llamada telefónica en torno al mediodía. Su interlocutor era el propio Francisco Camps. Quiso saber si el partido le apoyaría, si estaría con él, en el caso de que se declarara culpable como era su intención en ese momento. Necesitaba saber si tendría el aliento del partido "hasta el final".

Al parecer, la respuesta de Rajoy fue poco clara. Camps no se sintió en ese momento respaldado y le comunicó entonces su decisión de dejar el cargo de forma inmediata. Le anunció, además, que lo haría público en una cita con la prensa a primera hora de la tarde.

Las mismas fuentes aseguran que Rajoy charló algunos minutos más con el aún presidente valenciano. Fue una conversación “tranquila y pausada”, en la que el líder ‘popular’ le trasmitió entonces su respaldo personal y el del propio partido, una vez que había comunicado que dejaba la  presidencia.

Horas más tarde, ante los medios de comunicación, Camps aseguró que su dimisión perseguía un objetivo: se trataba de un “sacrificio personal para que Mariano Rajoy sea presidente”.

“Su única salida”

Otras fuentes cercanas al ex presidente valenciano, consultadas por ECD, aseguran que la sorpresa por el anuncio en el partido fue mayúscula. “Todos contábamos con que se declarara culpable y pagara la multa”, precisaba en la tarde del miércoles un destacado miembro del PP.

“Ha sido una buena solución para el partido y para Paco (Camps). Es la solución más aceptable para el PP… y la única salida para él” han valorado.

El futuro es Paula

Ahora se abre otro debate: quién será la persona encargada de liderar el PP valenciano en los próximos años.

Por lo pronto, el alcalde de Castellón, Alberto Fabra, acaba de ser elegido nuevo presidente de la Generalitat. Sin embargo, algunos centran su mirada en otra persona: Paula Sánchez de León.

Tiene 46 años, es doctora en Derecho por la Universidad de Valencia, y lleva desde 1996 ocupando puestos destacados en la Generalitat Valenciana. Ha sido Consejera de Justicia y, durante los últimos meses, es asesora personal de Francisco Camps, que premió su fidelidad otorgándole la vicepresidencia del Gobierno autonómico tras las elecciones del 22-M.

Amplíe aquí más detalles sobre el perfil de la ‘mano derecha’ de Camps.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··

Lectores El Confidencial Digital

DENUNCIAS DE LOS LECTORES

··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··