Lunes 11/12/2017. Actualizado 18:51h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Considera que es la última oportunidad de derrotar a los separatistas

“Vota no a la independencia”, la estrategia del PP en Cataluña para el 27-S

Instrucción de Moncloa: visitas puerta a puerta con ese mensaje para movilizar a los 4 millones que el 9-N no respaldaron a CiU y ERC. No pedirán directamente el voto al Partido Popular

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El anuncio de elecciones anticipadas en Cataluña para el 27 de septiembre no ha pillado por sorpresa al Gobierno, que ya esperaba desde hace semanas el adelanto. Por ese motivo, Moncloa tiene ya perfilada la estrategia a seguir durante la campaña y que ha transmitido al PP regional, presidido por Alicia Sánchez-Camacho.


Rajoy y Sánchez-Camacho en un acto de campaña en Cataluña. Rajoy y Sánchez-Camacho en un acto de campaña en Cataluña.

Según explican a El Confidencial Digital fuentes de la dirección del PP catalán, el mensaje recibido desde Presidencia del Gobierno, una vez confirmada la convocatoria de los comicios, es: “Estas elecciones son la última oportunidad para derrotar a los separatistas en Cataluña”.

Por ese motivo, desde Moncloa consideran imprescindible que el Partido Popular consiga la movilización de todos aquellos catalanes que son contrarios a la independencia y que, de hecho, mostraron su rechazo al proyecto de Artur Mas y Oriol Junqueras al no participar en el referéndum  del pasado 9 de noviembre.

“Hay que llamar a la puerta de 4 millones de catalanes”

En ese sentido, desde el PP catalán explican que la instrucción del Gobierno es clara: “Llamar a la puerta” de los 4 millones de catalanes que no acudieron a las urnas el 9-N y que “pasan absolutamente” del proceso soberanista.

Para ello, el partido desarrollará una campaña “como de si unas elecciones plebiscitarias se tratara”, haciendo especial énfasis en los riesgos que implicaría una desmovilización de los votantes contrarios a la independencia.

En ese ‘road show’ por toda la región intentarán explicar que, si triunfa el proyecto de Artur Mas y Oriol Junqueras, ni CiU ni ERC podrán proclamar directamente la independencia, pero sí aprobar un nuevo Estatut que proclame a Cataluña como un Estado independiente.

Para evitar que eso ocurra, “hay que acudir en masa a votar para que el nuevo Parlamento rechace un proyecto que necesita la aprobación de dos tercios de la Cámara”.

Pedirán el voto “constitucionalista”

Desde el Gobierno y el partido son conscientes de que estas elecciones constituyen a  la vez una gran oportunidad para que el PP crezca en Cataluña.  No obstante, el objetivo del Ejecutivo es, sobre todo, movilizar el “voto constitucionalista”.

Por ese motivo, durante esa campaña en clave plebiscitaria, “nos centraremos sobre todo en la necesidad de votar un proyecto político que garantice la continuidad de Cataluña en España, por encima de siglas de partidos”.

Las fuentes consultadas reconocen que el tripartito PSC-PP-Ciudadanos continúa siendo “un objetivo claro” para evitar un gobierno independentista en Cataluña. Esa meta explica que ya, desde la campaña, “defendamos un frente constitucionalista que se puede dar una vez celebradas las elecciones del 27 de septiembre”.

Las conversaciones entre esas tres formaciones son, de momento, “informales”, pero la idea de repetir en Cataluña el modelo del País Vasco, cuando gobernó por el PSE con el apoyo de los populares, “es más factible que nunca”.


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··