Viernes 15/12/2017. Actualizado 13:13h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

La ausencia de Zapatero desluce el acto sindical en Rodiezmo: sólo acudió un tercio de los habituales otros años y no se repartió ni la tradicional botella de vino

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, no acudió este domingo a su tradicional cita de inicio del curso político junto a los sindicatos en Rodiezmo. Su ausencia deslució una fiesta minera que logró muy poco poder de convocatoria: un tercio menos que en ediciones anteriores. Las medidas de seguridad también fueron menores que otros años.

El jefe del Ejecutivo quiso evitar una foto con los sindicatos en Rodiezmo, a tan sólo 24 días de la huelga general convocada por UGT y CC.OO. La silla vacía de Rodríguez Zapatero en la fiesta minera, que hasta ahora marcaba el inicio del curso político para los socialistas, se dejó sentir en el desarrollo de toda la jornada.

El secretario general de UGT, Cándido Méndez, o el veterano dirigente socialista, Alfonso Guerra, que fueron los máximos exponentes del acto, apenas lograron entusiasmar a los asistentes con sus discursos. De hecho, algunos mineros, antes del mitin, les gritaban “¡no la hagáis!”, en alusión a la huelga general prevista para el próximo 29 de septiembre.

Estos son algunos datos que muestran la ‘desangelada’ celebración sindical de este año en Rodiezmo, sin la presencia de Zapatero:

-- La asistencia de público fue considerablemente menor que en ediciones anteriores. La fiesta minera suele reunir cada primer domingo de septiembre a casi 30.000 personas. En esta ocasión, apenas se rozaron las 10.000, según datos del ayuntamiento de Rodiezmo.

-- También se redujo la cobertura realizada por los medios de comunicación. Los periodistas que se desplazaron hasta Rodiezmo fueron muchos menos que otros años: la falta del presidente Zapatero desinfló el interés del acto para muchos profesionales.

-- Las medidas de seguridad en los alrededores del escenario central de la celebración no se reforzaron tanto como cuando es Rodríguez Zapatero, uno de los protagonistas de los discursos. Era palpable la menor presencia de efectivos de la Policía Nacional y la Guardia Civil.

-- Cuando el presidente del Gobierno visita Rodiezmo, agentes de la Policía Secreta peinan las inmediaciones del lugar donde tiene lugar el mitin un par de semanas antes. Este año, no ha sido así.

-- En ediciones anteriores, las brigadas municipales de Rodiezmo retiraban los contenedores de las calles del municipio coincidiendo con esta cita. También se procedía a una profunda limpieza de todas las vías de la localidad. Unas acciones que no se han llevado a cabo este año.

-- Un grupo de unos 40 mineros de la zona intentó manifestarse en la explanada donde tenía lugar el mitin. Sin embargo, varios militantes de UGT les impidieron el paso y les ordenaron que se desplazaran hasta la zona de aparcamiento de autobuses sí querían protestar.

--Este año, a diferencia de otros, no se repartió la botella de vino con que la organización agradece su visita a cada uno de los asistentes. Además, a diferencia de otros actos –como las huelgas organizadas por los sindicatos cuando viajan a la capital de España- no hubo ningún tipo de dietas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··