Lunes 18/12/2017. Actualizado 01:04h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

La justicia militar revoca el sobreseimiento de la causa contra dos cabos que se negaron a cumplir una orden en Afganistán: llama a declarar a tres oficiales

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Tribunal Militar ha dictado un auto en el que concluye que la negativa de dos cabos destinados en Afganistán a transportar material en vehículos no blindados debe seguir investigándose. Tanto el tribunal instructor como la Fiscalía y la defensa de los encausados se mostraron partidarios de sobreseer el caso.

El auto ha sido emitido por el Tribunal Militar Primero y El Confidencial Digital ha tenido acceso al documento –pinche aquí para verlo en su totalidad-. En ese auto se describe cómo en un primer momento, el Juzgado Togado Militar Territorial número 12 decidió estudiar los supuestos delitos que se les imputaban a dos cabos del Ejército de Tierra. Se trataba de José María Joya San Mamerto y Francisco Romera Martínez.

Los dos cabos se negaron “a obedecer las órdenes de conducir el vehículo CNPTT VEMPAR, desde Camp Arena, en Herat hasta el campamento del Batallón (Qala e Naw, Badghis) transportando determinado material de ingenieros”. La razón esgrimida por los dos militares es que “el vehículo no estaba blindado”.

Sus superiores les informaron de que el vehículo llevaba inhibidores de frecuencia y que el transporte había sido autorizado por el comandante del Mando de Operaciones. Los dos cabos siguieron negándose y el oficial tuvo que mantener reuniones con personal cualificado para esta misión durante tres días.

Finalmente dos cabos se presentaron para realizar el transporte. Una cabo, de forma voluntaria, y un cabo primero que se desplazó desde Qala e Naw un día antes. Ambos pertenecían al Batallón de Ingenieros I.

El Tribunal Militar Primero decidió el pasado 14 de diciembre “no acordar el sobreseimiento” de la causa a pesar de la propuesta en este sentido tanto del tribunal instructor, como de la Fiscalía Jurídico Militar como de la defensa de los dos militares.

ECD ya informó –véalo aquí- de que el tribunal instructor decidió proponer el sobreseimiento de la causa porque la orden no había sido taxativa. Una decisión que podía ‘sublevar’ a muchos militares que consideraran injustas las órdenes de sus superiores.

La justicia militar seguirá investigando y el auto recoge la citación de tres testigos más para seguir instruyendo la causa.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··
··